Límite a Reelección de Dirigentes: Nuevo Golpe a los Trabajadores y Sindicatos

0
646

por Javier Márquez.

Con fecha 8 de abril fue ingresado a trámite legislativo proyecto de ley que busca modificar el Código del Trabajo con la finalidad de limitar la reelección de los Dirigentes Sindicales.

Los únicos argumentos señalan la relación colaborativa que debe haber entre sindicatos y empleadores y la doctrina social de la Iglesia Católica.

Increíblemente los congresistas se han opuesto durante muchos años a proyectos que intentaban limitar las reelecciones en cargos parlamentarios y a disminuir su considerable dieta (remuneración) y ahora se muestran preocupados por quienes representan a los trabajadores cuando ellos mismos son los que posibilitan la permanencia de sujetos que traicionan a la clase constantemente, avalando reformas que de ninguna manera han favorecido a los trabajadores.

Los firmantes del proyecto en su mayoría del partido de derecha Renovación Nacional (RN) más un PS, un Independiente y no podía faltar un DC, señalan en su escrito que la categoría clase trabajadora es falsa y que no hay una lucha permanente con la patronal si no una relación de colaboración y que ese es el origen de los sindicatos.

La historia demuestra con muchos ejemplos lo falso de esta argumentación.

No puede haber colaboración con quien te daña en forma permanente, con quien en forma premeditada busca pagar menos por el trabajo realizado, con quien precariza cuando tiene oportunidad.

El sindicalismo es resistencia a la injusticia, a la discriminación a la desigualdad y lo que ahora se busca es pasar la cuenta a quienes se organizaron para enfrentar a este gobierno corrupto que con sus acciones provoco el estallido social.

Los abusos de los grandes grupos económicos y políticos tanto de este gobierno y de los anteriores hicieron posible la acumulación de rabia que es fielmente reflejado en la consigna: no son 30 pesos, son 30 años.

Desde la dictadura en adelante el mundo político, salvo contadas excepciones, está poblado de sanguijuelas que se han alimentado de los recursos de los trabajadores, provocando un enorme deterioro en áreas como la salud y la educación entre otras.

Han permitido que, literalmente, se roben nuestros recursos naturales, la privatización del agua, destrucción de glaciares etc.

Además mencionan a la Iglesia Católica como preocupada del porvenir de los asalariados, cuando lo único que han hecho ha sido encerrarse para ocultar sus vergüenzas.

Desde su jefe máximo en Roma hasta los simples curas, no han salido a defender al pueblo ante las atrocidades cometidas por el gobierno de turno así que nada se puede esperar de ellos.

Esta crisis sanitaria sumada a la política, ha expuesto a los congresistas, alcaldes y a los que detentan cargos políticos tal cual son y ahora solo deben esperar el momento en que se les pase la cuenta.

En el sector del sindicalismo los trabajadores son los que deben juzgar y a su vez castigar a los que no cumplen con el mandato de sus organizaciones.
Por ultimo este intento promovido desde la derecha no respeta el convenio 87 de la OIT que en su artículo 3 dice:

1.- Las organizaciones de trabajadores y de empleadores tienen el derecho de redactar sus estatutos y reglamentos administrativos, el de elegir libremente sus representantes, el de organizar su administración y sus actividades y el de formular su programa de acción.

2.- Las autoridades públicas deberán abstenerse de toda intervención que tienda a limitar este derecho o a entorpecer su ejercicio legal.

Téngase en cuenta.

Fuente: Facebook del autor

DEJA UNA RESPUESTA