La Confederación de Estudiantes de Chile, Confech, se declaró en alerta ante el ingreso al Senado del proyecto de reforma a la educación superior, y en un nuevo plenario, anunció movilizaciones para el próximo martes 5 de julio.

<script async src=»//pagead2.googlesyndication.com/pagead/js/adsbygoogle.js»></script>
<!– Banner Articulos –>
<ins class=»adsbygoogle»
     style=»display:block»
     data-ad-client=»ca-pub-2257646852564604″
     data-ad-slot=»2173848770″
     data-ad-format=»auto»></ins>
<script>
(adsbygoogle = window.adsbygoogle || []).push({});
</script>

Camila Rojas, presidenta de la FECh y vocera Confech, señaló:

«Como esta semana lo más seguro es que se haga el ingreso, estamos en estado de alerta de lo que ingrese al Congreso».

Recalcó que esta «es la última oportunidad de poder ingresar un proyecto que considere a los actores sociales y educativos que han trabajado para la reconstrucción del modelo educativo».

Por su parte desde la Coordinadora Nacional de Estudiantes Secundarios (Cones), su vocero José Corona, aseguró que es posible que en su próximo plenario decidan plagarse a esta movilización y reconoció que «el movimiento ha reconocido sus errores y que están trabajando en nuevas formas de manifestarse para reconectarse con la ciudadanía».

Según el último plazo, autoimpuesto por el Gobierno el proyecto de reforma debería ingresar a más tardar este próximo día jueves.

La Confederación de Estudiantes de Chile (Confech), se declaró en alerta ante el ingreso al Senado del proyecto de reforma a la educación superior, y en un nuevo plenario, anunció movilizaciones para el próximo martes 5 de julio.

Camila Rojas, presidenta de la FECh y vocera Confech, señaló:

«Como esta semana lo más seguro es que se haga el ingreso, estamos en estado de alerta de lo que ingrese al Congreso».

Recalcó que esta «es la última oportunidad de poder ingresar un proyecto que considere a los actores sociales y educativos que han trabajado para la reconstrucción del modelo educativo».

Por su parte desde la Coordinadora Nacional de Estudiantes Secundarios (Cones), su vocero José Corona, aseguró que es posible que en su próximo plenario decidan plagarse a esta movilización y reconoció que «el movimiento ha reconocido sus errores y que están trabajando en nuevas formas de manifestarse para reconectarse con la ciudadanía».

Según el último plazo, autoimpuesto por el Gobierno el proyecto de reforma debería ingresar a más tardar este próximo día jueves.

Estudiantes fijan movilizaciones y piden conocer “contenido total” de la Reforma

Tania González

<script async src=»//pagead2.googlesyndication.com/pagead/js/adsbygoogle.js»></script>
<!– Banner Articulos –>
<ins class=»adsbygoogle»
     style=»display:block»
     data-ad-client=»ca-pub-2257646852564604″
     data-ad-slot=»2173848770″
     data-ad-format=»auto»></ins>
<script>
(adsbygoogle = window.adsbygoogle || []).push({});
</script>

Para el próximo martes 5 de julio, la Confederación de Estudiantes de Chile (Confech) fijó una nueva jornada de movilización estudiantil, además de una jornada familiar para el domingo 10.

En su sesión plenaria, realizada el fin de semana recién pasado en la Universidad de Atacama, los dirigentes universitarios llegaron al acuerdo de realizar encuentros triestamentales en las casas de estudio y sostener una reunión con los rectores, mientras se está próximo al vencimiento del plazo establecido por el Gobierno para ingresar el proyecto de Reforma a la Educación Superior al Congreso.

Según los estudiantes, la cita con los rectores tiene por objetivo esclarecer su visión acerca del proyecto.

La presidenta de la Federación de Estudiantes de la Universidad Diego Portales y vocera de la Confech, Carolina Figueroa, reconoció que existen diferencias con las máximas autoridades académicas, por ejemplo, sobre los modelos de gobierno y democracia en las instituciones.

No obstante, indicó que debe primar una voluntad más grande: “Necesitamos que los actores de la educación empiecen a tomar posturas, porque solo así vamos a estar concientes de qué es lo que queremos. Nosotros se lo hemos pedido a los rectores en varias ocasiones, pero este es el último tiempo de esta reforma y necesitamos que sí o sí se muestren a favor del cambio estructural de la educación chilena”, dijo.

Carolina Figueroa instó a las autoridades académicas a realizar un trabajo de análisis en diálogo con los estudiantes donde se traten las experiencias de modelos en el exterior y la historia de la educación en nuestro país.

En esa línea, dijo la dirigenta, se dará la radicalización del movimiento pasando de uno estudiantil a uno universitario, que convoque a más actores en torno a la discusión de una iniciativa de la que, a su juicio, aún se desconocen detalles importantes.

“Necesitábamos conocer la totalidad de la Reforma y lo que nos presentaron la última vez que fuimos al Mineduc fue un power point bastante básico, donde no había mayores diferencias con los borradores anteriores. Hoy, para hacer una crítica formal y profunda, precisamos saber el contenido total de la Reforma”, enfatizó.

Otros de los temas que también ha involucrado a alumnos y autoridades académicas son las medidas de presión al Gobierno. Un caso representativo es la toma de la Casa Central de la Universidad de Chile, sobre la que el Consejo Universitario manifestó su rechazo.

El órgano colegiado de nuestra casa de estudios expuso que “los vetustos sistemas de reclamo generan división y deslegitimación de los actores que la promueven”, por lo que lamentaron que en la Federación de Estudiantes se resistiera a concordar una estrategia para la utilización de la instalación.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí