Las Siete Claves de la Reforma a las Isapres

0
272

Por Daniel Martínez

Este viernes se realizará la última sesión de la comisión asesora presidencial creada para la reforma del sistema privado de salud, que luego entregará un documento a la Presidenta Michelle Bachelet, con las propuestas para modificar el funcionamiento de la industria. Una de las propuestas principales tiene que ver con crear un fondo único más un seguro único de salud, transformando de esta manera a las isapres en seguros complementarios, idea que nació desde la comisión de Salud de Revolución Democrática (RD).

 

Y pese a que la ministra de esa cartera, Helia Molina, aseguró públicamente que el plan del Gobierno no es realizar una reforma estructural al sistema, las propuestas que han trascendido hablan de profundos cambios que no tienen contento al gremio de las isapres, promesa contenida en el programa presidencial y que llevó a la creación de la comisión asesora.

Una de las propuestas más grandes tiene que ver con crear un fondo único más un seguro único de salud, transformando de esta manera a las isapres en seguros complementarios, idea que nació desde la comisión de Salud de Revolución Democrática (RD) y presentada a la comisión presidencial, donde fue aprobada mayoritariamente.

En ese sentido, este lunes la Cámara de Diputados aprobó un proyecto de acuerdo con el que solicitarán al Ejecutivo la confección de un proyecto de ley que transforme Fonasa en un Seguro Único de Salud y a las isapres en seguros complementarios. La idea fue liderada en la Cámara Baja por el diputado Giorgio Jackson (RD), perteneciente a ese movimiento.

Jaime Peña, de la comisión de Salud de RD y uno de los principales gestores de estas medidas, explica cuáles son las claves de las propuestas, del rol de las isapres y del aseguramiento de la salud en una eventual reforma desde el Gobierno.

1.-El rol de las isapres en la crisis actual

La isapres son los actores principales que llevaron a la crisis actual. Ellas se han hecho cargo de la cotización de seguridad social en salud  de una parte importante de la población (17% de cotizantes), justamente la que aporta con mayores recursos (alrededor del 50% del total recaudado), pero con lógicas de seguro privado y no de seguridad social, en la cual el objetivo principal es obtener ganancias y no entregar cobertura universal de prestaciones de buena calidad.

En busca de mayores utilidades, las isapres discriminan por riesgo a sus afiliados, trayendo consigo alzas abusivas de precios, cautividad de cotizantes, gran gasto de bolsillo, etcétera. Pero más allá incluso de estos problemas, la discriminación por riesgo que realizan las isapres generan 3 efectos globales que determinan en gran parte la crisis actual: segmentan por riesgo en salud y nivel socioeconómico a la población entre los dos subsistemas, distribuyen de forma inequitativa los recursos y usan de forma ineficiente gran parte de ellos, al gastar una tajada importante en conceptos administrativos (16% del presupuesto) y de utilidades. Es decir, rompen el concepto de seguridad social y generan un sistema para “pobres y enfermos” que está crónicamente desfinanciado, y uno para “ricos y sanos” en donde se abusa de las personas y se mal utilizan los recursos.

2.-La propuesta del seguro único

La propuesta consiste en una reforma sistémica que incluye al sector privado y público, en busca de reconstituir la seguridad social en salud en el país y acabar con los problemas descritos. Para esto, plantea 3 medidas complementarias:

Creación de un Fondo Único de Salud que mancomune las cotizaciones de todos los trabajadores, dando solidaridad al sistema, permitiendo una redistribución de recursos sanitarios de acuerdo las necesidades en salud de los usuarios. De esta forma, las personas podrían acceder a prestaciones según necesidad de salud, sin verse limitadas por su capacidad de pago.

Transformación del Fonasa en un Seguro Único de Salud, el cual administraría un plan de salud de amplia cobertura, se relacionaría como pagado único con prestadores públicos y privados  buscando mejor calidad y costos en prestaciones, y daría los incentivos para el desarrollo de la red (pública y privada) según criterios sanitarios.

Transformación de las ISAPRES en seguros complementarios.

3.-Cuáles serían los efectos

Desde la comisión de salud de RD plantean que la propuesta no es nueva y que se ha implementado en países como Francia y Canadá, lo que permite predecir sus efectos al adaptar la experiencia internacional a la realidad local. Este esquema permitiría Universalizar el acceso a la atención de salud, terminar completamente con la segregación por riesgo, redistribuir los recursos con equidad y otorgar mayor eficiencia en su uso, reduciendo los gastos administrativos y por concepto de utilidades, lo que se lograría respetando la libertad para elegir prestador de los usuarios, incluso con mejores coberturas y costos que los actuales. Esto pues el Seguro Único tendría gran poder de mercado para negociar con prestadores privados, reduciendo el actual gasto de bolsillo. En sí, mejor cobertura, protección y calidad de atención, poniéndonos al día con sistemas de salud más desarrollados.

4.-¿Contra las libertades individuales?

La propuesta aumenta la libertad en el sistema, ya que permitiría que las personas puedan acceder en función de su necesidad y no su capacidad de pago como sucede actualmente. Incluso aquellos que reciben atención en la salud privada podrían mantenerla a través de Seguros complementarios y/o suplementarios (que ya pagan en la práctica con el 3% promedio de cotización voluntaria en isapres), con mejores precios y coberturas que las actuales.

5.-¿No más clínicas o centros médicos?

Se mantiene la red de prestación privada. El esquema de seguro único permite optimizar la eficiencia de estos centros a través de sistemas de pagos mixtos, contener costos, mejorar las coberturas y los precios de los pacientes, mejorar el acceso, e incluso permite optimizar el desarrollo de la red privada hacia las necesidades de la población a través de incentivos desde el seguro único con criterios sanitarios y no comerciales.

6.-¿Hay perjudicados?

Los dueños de isapres. Ellos verían reducidas las grandes utilidades que logran a través del sistema. Esto no es menor, ya que esas utilidades las transforman en el segundo negocio más rentable del país, con ganancias cercanas a los $50.000.000.000 de pesos el primer semestre de este año. Por lo que la resistencia va a ser muy grande por parte de los dueños de isapres y sus redes de influencia. El problema es que el mal uso de esos recursos en “utilidades” significa que hay gente en el sistema público que no puede atenderse por falta de ellos, algo inaceptable desde lo ético.

7.-¿Qué viene ahora?

Desde Revolución Democrática esperan que el Gobierno considere la visión de largo plazo de la comisión presidencial y lo que votó la Cámara de Diputados se abra a estos cambios, encabezando la discusión para una reforma estructural al financiamiento y aseguramiento de la salud en Chile, lo que permita sentar las bases para implementar un Seguro Único de Salud en el mediano plazo. Esto es lo que consideran como el primer paso para sentar las bases a una Reforma Estructural que lleve al entendimiento de salud como derecho y no un privilegio en el país, y por lo cual declaran que seguirán trabajando con todos aquellos que están en la misma línea.

Fuente: El Dínamo

DEJA UNA RESPUESTA