indocumentados; «Ningun Ser Humano es Ilegal»

0
997

Este año termina con una luz de esperanza para los inmigrantes que residen en forma ilegal en Estados Unidos. De los 11 millones que las autoridades calculan, unos 5 millones pueden ahora regularizar su permanencia. Resulta paradojal que este beneficio surja de una derrota política del Gobierno, ya que después de que el Partido Demócrata perdiera en las últimas elecciones legislativas, el presidente Obama decidió utilizar las facultades que la ley le concede al Ejecutivo, para cumplir la promesa que había hecho de normalizar a los indocumentados. Aunque el beneficio no alcanzan a todos ellos, por lo menos la mitad saldrá de las sombras.

 

Con mayoría Republicana en el Senado y en la Cámara de Representantes el demócrata Obama vio que se alejaba la posibilidad de cumplir su promesa por la vía legislativa  y, sin tener nada que perder pues su segundo periodo de gobierno termina en dos años mas, dictó el decreto que le permite beneficiar a un número importante de indocumentados. 

Estados Unidos es cada vez más un país multiétnico: en 2040 vivirán ahí más ciudadanos pertenecientes a minorías —hispanos, asiáticos, negros, multirraciales— que blancos de origen europeo, aunque los sectores conservadores se nieguen a aceptarlo y quieran seguir tratando a los inmigrantes como ciudadanos de segunda categoría. Obama, en cambio – hijo de un negro de Kenia y una blanca de Kansas, nacido en Hawái y criado en Indonesia- es pragmático y advierte que si no soluciona el problema es como si acumulara un explosivo social.

 

En este marco, a partir del 20 de noviembre recién pasado, el mandatario ha ido tomando una serie de decisiones ejecutivas  que permite a miles de indocumentados evitar la deportación y acceder a permisos laborales. Nunca, desde que en los años ochenta el republicano Ronald Reagan firmó la regularización de cerca de tres millones de indocumentados, tantas personas habían salido de repente de la ilegalidad.

El demógrafo William Frey detalla la transformación de la población estadounidense, en el recién publicado Diversity Explosion. How New Racial Demographics are Remaking America (Explosión de diversidad. Cómo la nueva demografía racial está rehaciendo América). En 2011, explica Frey, por primera vez en la historia nacieron más niños de minorías que blancos de origen europeo. La latinización de EE UU ya no proviene de la inmigración, que está estancada, sino de los nacimientos de hijos y nietos de inmigrantes.

Aunque esta reforma 2014 no es una reforma completa, como la que sin éxito intentó Obama por la vía legislativa, es un paso importante. Los gobernantes futuros deberán enfrentar el trabajo de normalizar la situación de los mas de 6 millones de inmigrantes que no recibieron beneficios ahora.

DEJA UNA RESPUESTA