Familiares de Detenidos Desaparecidos Piden a Comandante en Jefe del Ejército el Fin al Pacto de Silencio

0
384

Una carta al Comandante en Jefe del Ejército, general Juan Manuel Fuente-Alba, en la que le expresa su posición frente al hallazgo de rieles utilizados para hacer desaparecer cuerpos de asesinados por los servicios secretos de la dictadura, le dirigió la Agupación de Familiares de Detenidos Desaparecidos. «Este horroroso hallazgo demuestra claramente lo que los familiares de detenidos desaparecidos y ejecutados políticos hemos afirmado en muchas ocasiones: miembros de las Fuerzas Armadas tienen información sobre el destino de los cuerpos de quienes fueron asesinados y no fueron entregados a sus familiares», señala uno de los párrafos de la misiva. 

Señor
Juan Manuel Fuente-Alba
Comandante en Jefe del Ejército
Presente

De nuestra consideración:

La Agrupación de Familiares de Ejecutados Políticos (AFEP) se dirige a usted para manifestarle nuestra posición frente a las informaciones de prensa que revelan que se han encontrado un grupo de rieles que fueron utilizados para asegurar que cadáveres de personas asesinadas por miembros de las Fuerzas Armadas, y posteriormente lanzados al mar, se hundieran y no fueran nunca encontrados por sus familiares o por la justicia chilena.

Como usted debe saber, este descubrimiento fue posible gracias a la declaración judicial de un integrante del Ejército de Chile, cuyo nombre no ha sido informado a la opinión pública ni a los familiares de quienes pudieron haber sido atados a dichos rieles.

Este horroroso hallazgo demuestra claramente lo que los familiares de detenidos desaparecidos y ejecutados políticos hemos afirmado en muchas ocasiones: miembros de las Fuerzas Armadas tienen información sobre el destino de los cuerpos de quienes fueron asesinados y no fueron entregados a sus familiares.

Y ciertamente que las instituciones armadas tienen también información sobre el destino de miles de chilenos y chilenas cuyos cuerpos aún son buscados por sus familiares. Es nuestro deber indicarle que esta acción de no entregar la información pertinente es considera por las organizaciones de familiares y por muchos chilenos y chilenas un acto de cobardía y de bajeza moral.

Una vez más  conminamos a las fuerzas armadas y, en especial, al Ejército de Chile, a entregar toda la información que se requiere para lograr la ubicación de todos y cada uno de los detenidos desaparecidos y de los ejecutados políticos cuyos cuerpos no fueron entregados.

Señor general, en nombre de la humanidad y de valores universales como la verdad y la justicia, le exigimos que rompa el pacto de silencio que han mantenido las fuerzas armadas durante 40 años. Demasiado tiempo ha pasado ya ocultando la verdad y manteniendo un trato absolutamente deshumanizado con los familiares de las víctimas.

Hemos leído sus declaraciones solicitando un trato humanitario con los pocos victimarios que han sido condenados para la justicia chilena por crímenes de lesa humanidad y cuyas penas son irrisorias frente a los crímenes cometidos y nuestra respuesta es que hace ya largo tiempo que debiera haber un trato humanitario a los familiares informándoles cómo murieron sus seres queridos, quienes los asesinaron y donde están sus cuerpos.

Esperando que nuestra misiva tenga una respuesta de su parte.

Agrupación de Familiares de Ejecutados Políticos

Verdad, Justicia y Memoria
Santiago agosto 2013

DEJA UNA RESPUESTA