Empresariado Sigue Arrastrandole el Poncho a Reformas Laborales

0
315

A través de los medios de comunicación que controla, y que en rigor son todos, el empresariado sigue sembrando la cizaña sobre las reformas laborales. Según el Diario Pulso, del conglomerado de La Tercera, el Ministerio del Trabajo aplazaría para fin de año envío de reforma laboral al Congreso. El Diario Financiero insiste sobre la «gradualidad» de las reformas. Para esa fronda mediática, todo argumento que mantenga la conculcación de los derechos de los trabajadores es válido, sea porque la reforma «obstaculiza la inversión», o porque es «inoportuna», dada la desaceleración de la economía.

Ministerio del Trabajo aplazaría para fin de año envío de reforma laboral al Congreso

Hoy el equipo asesor de Trabajo se reunirá con los representantes de la CPC, y entre mañana y el viernes con la CAT. Esto, en medio de solicitudes de los empresarios, incluso de las Pymes, de aplazar esta iniciativa ante la desaceleración económica.

Los tiempos se acortan, los compromisos se acercan y la reforma laboral aún no entra en su etapa de diseño. Así al menos lo aseguran fuentes relacionadas con la redacción de las iniciativas que contendrá lo que hoy se ha recalificado por las autoridades, y por la misma Presidenta Michelle Bachelet, como “agenda laboral”.

Ayer el equipo asesor del Ministerio del Trabajo, liderado por Roberto Godoy, se reunió una vez más con la comisión laboral de la Central Unitaria de Trabajadores, CUT, (Arturo Martínez, Guillermo Salinas, y Nolberto Díaz), desestimando así una suspensión en su cronograma agendado.

En esta oportunidad se habrían comenzado a acercar posiciones respecto a algunos puntos de la reforma. Según fuentes del proceso, en la oportunidad los asesores ministeriales  habrían manifestado convergencias con la CUT en materia de piso mínimo en la negociación colectiva, es decir, partir de lo pactado en la negociación anterior, más un reajuste salarial del 100% del IPC, como parte de la recuperación del costo de vida. En los contratos individuales, se respetaría lo acordado en el contrato de trabajo con reajuste del 100% del IPC.

Al mismo tiempo y para acelerar los procesos de acuerdo de la negociación colectiva, la primera respuesta del empleador se exigiría al quinto día y no al décimo como es actualmente. De no cumplirse este plazo se sancionaría como práctica antisindical.

Pero más allá de los avances logrados, según fuentes del gobierno, la presentación de la reforma laboral se aplazaría, dejando atrás a octubre como el mes  preferente para su envío al Congreso, tal como lo ha mencionado hace semanas la ministra del Trabajo, Javiera Blanco; e ingresaría al Parlamento hacia finales de año.

Esto, de acuerdo a dichas fuentes, se debería a que el trabajo de diálogo y diseño de las iniciativas está siendo más lento de lo estimado, “por la rigurosidad que exige un proyecto como éste”, dicen. Además a eso, agregan, que falta el trabajo prelegislativo y los diálogos regionales.

Ayer la ministra Javiera Blanco, al ser consultada por el envío de la reforma en octubre señaló que “el tema relevante no es la fecha, hay coincidencias de que será en el último cuatrimestre, (lo relevante) es el contenido”.

Si bien, fuentes ligadas a la multisindical aseguran que desde el gobierno no les han cambiado la fecha de presentación al Congreso, que sería la última semana de octubre y con urgencia simple, las versiones de aplazamiento argumentan  la desaceleración económica y la eventual moderación de la agenda que se estaría trabajando desde el Ministerio de Hacienda.

De todas maneras, desde el gobierno aseguran que la presentación de esta reforma debe ser este año, ya que tienen como plazo de tramitación legislativa entre 6 meses y un año, para  su implementación  efectiva en 2016.

Pymes se unen al llamado a postergarla

En medio de los diálogos entre el Ministerio del Trabajo con distintos gremios del empresariado y trabajadores, hoy el equipo asesor de la ministra Blanco se reuniría (como fecha preliminar) con los representantes de la Confederación de la Producción y del Comercio (CPC), Fernando Alvear (gerente general) y Pablo Bobic (asesor legal), con el objetivo de ir aunando criterios en cuanto a la reforma. Esta sería el segundo encuentro entre ambos. Además, antes que termine esta semana se reunirán, también por segunda vez, con la Central Autónoma de Trabajadores (CAT).

“Nosotros no vamos a escribir esto entre cuatro paredes  e informarlo al final del proceso, la idea es que no haya sorpresas para nadie”, dijo ayer la ministra Blanco al referirse a estos procesos de diálogo, donde además agregó que hay coincidencias en el 80% de las materias contenidas en la “agenda laboral” entre trabajadores y empleadores.

Si bien, han existido acercamientos entre el empresariado y la autoridad, los llamados a postergar la presentación de la reforma laboral, hasta que el escenario económico se estabilice, se han acentuado.

Ayer el presidente de la Sofofa, Hermann von Mühlenbrock, lo reiteró: “Creemos que no es prudente hacerlo en estos momentos (reforma laboral), pero si ingresa al Congreso, vamos a participar y colaborar, pero nos parece que no es oportuno”.

Además dijo que desde la Sofofa no están de acuerdo con la titularidad sindical y el fin del reemplazo en huelga. “Son puntos que se le pueden buscar algunas aristas, pero se pueden discutir varias cosas como flexibilidad de jornada, empleabilidad de la mujer, indemnización por años de servicio”.

A este llamado se unió el vicepresidente de la Conapyme, Juan Araya, quien sostuvo que “mientras el país no tenga un PIB de 5%, no podemos empezar a discutir ni conversar temas laborales, porque vamos a repartir la pobreza. Yo Pyme, me llega una reforma laboral la cual no puedo cumplir; estamos fuera de la ley o quiebro”.

Una visión que compartió el presidente de la Asociación de Emprendedores de Chile (Asech), Juan Pablo Swett, quien aseveró que “acá no hay que cometer los mismos errores que en la reforma tributaria. Ojalá antes de dar a conocer públicamente cuál va a ser el tenor y el detalle concreto de la reforma laboral, sentémonos a conversar. Nosotros tenemos que conversar cómo esto le va a afectar a la pequeña y mediana empresa. A priori, dado los estudios que tenemos dicen que sí va a haber un efecto importante en las pequeñas y medianas empresas”.

Fuente: Pulso

Hacienda afirma que presidenta informará gradualidad de reforma laboral y anticipa espacio para acuerdo

El ministro de Hacienda, Alberto Arenas, también participa en el diseño de la reforma laboral que iría al Congreso en el último trimestre del año. Bajo esa premisa, ayer el ministro de Hacienda, Alberto Arenas, salió a aterrizar las expectativas en cuanto al contenido y envío del proyecto, que de acuerdo a lo negociado con la Central Unitaria de Trabajadores (CUT) en el acuerdo por el salario mínimo sería en octubre.

Arenas comentó que la presidenta “fue muy clara y precisa respecto de cuál es la agenda laboral del gobierno. Es una agenda laboral sobre la que -la presidenta lo ha dicho- no está en cuestión nuestro grado de cumplimiento”.

El ministro confirmó que la implementación de la iniciativa será gradual y que la mandataria será la encargada de dar los detalles. “La gradualidad en su implementación y las noticias respecto de ella las va a anunciar la presidenta al país”, acotó.

Un punto que no dejó de lado dentro del debate prelegislativo que ya genera la reforma laboral, es la posibilidad de que sea acordada con los actores. “Tal como nos hemos puesto de acuerdo en otras materias para entregar estabilidad y certidumbre, ésta no será la excepción”, declaró.

Así, citó el caso del protocolo de acuerdo de la reforma tributaria como un referente en materia de estabilidad y certidumbre de las políticas públicas. “Si fuimos capaces de colocarnos de acuerdo en una reforma tributaria estructural (…), vamos a ser capaces en otras áreas también de ponernos de acuerdo para generar la misma estabilidad y certidumbre que está esperando el mercado”, indicó.

Hasta ahora la señal desde el Ejecutivo es que el proyecto se presentará en el último trimestre del año.

“Mucha sintonía con la CUT”?

En medio de versiones sobre el receso en la mesa técnica con la CUT por diferencias al interior del gobierno por la titularidad sindical, la ministra del Trabajo, Javiera Blanco, indicó que la relación con la multisindical por la agenda laboral es “de mucha sintonía”, destacando el diálogo que han tenido además con los diferentes gremios.

“Nosotros hemos tenido un canal muy expedito con la CUT, tenemos reuniones periódicas, no se ha suspendido nada, desde el primer día nos hemos juntado tanto con la CUT, también con la UNT y la CAT (…), estamos teniendo diálogos, con la CPC ya nos juntamos una vez y nos vamos a seguir juntándonos, también con la pequeña y mediana empresa”, indicó.

Añadió que “esta es una agenda que promueve el diálogo, el entendimiento y la paz social, eso es pro productividad y pro empleo. (…) Vamos a seguir trabajando para que eso arribe a buen puerto y a un buen acuerdo con las demandas de todos quienes están interesados en ello”.

Fuente: Diario Financiero

DEJA UNA RESPUESTA