Caso Luchsinger-Mackay: Aparece Prueba Perdida

Pueblos Originarios
Tipografía

Una prueba clave, que estaba extraviada y que puede representar un giro en 180 grados en el caso Luchsinger-Mackay, fue reintegrada al expediente, luego que Carabineros la pusiera a disposición del Ministerio Público.  

Carabineros encontró una declaración clave del caso Luchsinger-Mackay, que se había perdido tras el formateo de un computador.

La policía uniformada notificó al Ministerio Público que encontró la declaración del cabo de Carabineros Alejandro Riveras Saldías, que se había perdido luego que se formateara un computador de la institución.

La noche que el matrimonio compuesto por Werner Luchsinger y Vivianne Mackay fueron asesinados tras un ataque incendiario que afectó su domicilio, el uniformado se encontraba custodiando un predio cercano que contaba con protección policial permanente y llegó a los pocos minutos al lugar del incendio.

De acuerdo a lo que indica la defensa de los acusados en el crimen, el relato del funcionario policial sería distinto a la declaración de José Peralino Huinca, quien entregó los antecedentes que permitieron la detención de otras 10 personas.

En la declaración, el uniformado habría asegurado que la noche del ataque, el 4 de enero de 2013, vio cómo un vehículo escapaba del lugar, contrastando con la versión del imputado José Peralino, cuyo testimonio mantiene a 11 personas en prisión preventiva en calidad de sospechosas mientras se desarrolla la investigación hace ya más de un año, y entre las que se encuentran la machi Francisca Linconao de 60 años de edad.

Con este documento, la defensa de los 11 prisioneros pretende lograr el sobreseimiento de la causa, una vez que el Juzgado de Garantía de Temuco reanude la audiencia, este 24 de abril.

El fiscal Luis Torres, vocero de la Fiscalía Regional, fue enfático en indicar que dicha declaración no es un nuevo antecedente de la investigación, y calificó la petición de la defensa como una maniobra dilatoria. Según la fiscalía, el testimonio de Carabineros no contradice la declaración de Peralino Huinca.

En cambio, la abogada Manuela Royo, dijo que este testimonio es fundamental para pedir el sobreseimiento de la causa.

De los 11 acusados en la muerte del matrimonio Luchsinger-Mackay, la machi Francisca Linconao permanece con arresto domiciliario total, al igual que José Peralino Huenca. Este último, considerando que colaboró con la investigación.

Sergio Catrilaf permanece prófugo y los otros ocho están en prisión preventiva en la cárcel de Temuco.

En cuanto a la audiencia de preparación de juicio oral que fue suspendida a la espera del resultado de la búsqueda de la declaración del cabo Riveras Saldías, está agendada para el próximo lunes 24 de abril.