Aborto en Tres Causales: Inconsecuencias en Nueva Mayoría Conceden Pírrica Victoria a la Derecha

0
631

Luego de dos sesiones de debate, la Cámara de Diputados votó el proyecto que regula la despenalización de la interrupción voluntaria del embarazo en tres causales: en caso de peligro de la vida de la madre; por inviabilidad del feto y por violación. Sin embargo, la falta de quorum en aquella disposición que modifica una ley orgánica constitucional, determinó el envío de la iniciativa a Comisión Mixta.

La mayoría de las enmiendas introducidas por el Senado fueron aprobadas con 65 votos a favor y 42 en contra. Sin embargo, para aprobar aquellas que modificaban normas de ley orgánica constitucional, se requerían 67 preferencias, pero el resultado fue de 66 a favor, 40 en contra y 1 abstención.

El texto legal dispone que, mediando la voluntad de la mujer, se autoriza la interrupción de su embarazo por un médico cirujano ante las tres situaciones señaladas:

– En primer lugar, cuando la mujer se encuentre en riesgo vital, de modo que la interrupción del embarazo evite un peligro para su vida.

– La segunda causal ocurre cuando el embrión o feto padezca una patología congénita adquirida o genética, incompatible con la vida extrauterina independiente, en todo caso de carácter letal.

– En tercer término, se despenaliza el aborto cuando sea resultado de una violación, siempre que no hayan transcurrido más de doce semanas de gestación. Tratándose de una niña menor de 14 años, la interrupción del embarazo podrá realizarse siempre que no hayan transcurrido más de catorce semanas de gestación.

En todas las causales, la mujer deberá manifestar en forma expresa, previa y por escrito su voluntad de interrumpir el embarazo. Además, el texto detalla el procedimiento en caso que la mujer por razones de salud no pueda expresar su consentimiento; en el caso de personas con discapacidad sensorial, ya sea visual o auditiva, y para las personas con discapacidad mental psíquica o intelectual, que no hayan sido declaradas interdictas y que no puedan darse a entender por escrito.

Si la mujer ha sido judicialmente declarada interdicta por causa de demencia, se deberá obtener la autorización de su representante legal, debiendo siempre tener su opinión en consideración, salvo que su incapacidad impida conocerla.

Otra de las materias aprobadas es el programa de acompañamiento al que tendrá derecho la madre, tanto en su proceso de discernimiento, como durante el período siguiente a la toma de decisión, que comprende el tiempo anterior y posterior al parto o a la interrupción del embarazo.

Este acompañamiento incluirá acciones de acogida y apoyo biopsicosocial ante la confirmación del diagnóstico y en cualquier otro momento de este proceso. En caso de continuación del embarazo, junto con ofrecer el apoyo descrito, se otorgará información pertinente a la condición de salud y se activarán las redes de apoyo. Este acompañamiento sólo podrá realizarse en la medida que la mujer lo autorice, deberá ser personalizado y respetuoso de su libre decisión. En caso de violación, se proveerá a la mujer de la información necesaria para que pueda presentar una denuncia.

Las prestaciones incluidas en el programa de acompañamiento serán reguladas por un decreto, donde se establecerán los criterios para la confección de un listado de instituciones sin fines de lucro que ofrezcan apoyo adicional al programa de acompañamiento. La madre podrá siempre solicitar que el acompañamiento sea otorgado por instituciones u organizaciones de la sociedad civil, pudiendo elegir libremente tanto la entidad como el programa de acompañamiento más adecuado a sus convicciones.

En otras palabras, el grueso de la reforma fue aprobado.

Las normas que no alcanzaron el quórum tienen relación con el procedimiento que debe seguirse en el caso de las menores de 14 años de edad, donde la decisión debía ser adoptada con autorización de su representante legal o, de no estar o denegar el permiso, a través del tribunal, pero con los antecedentes entregados pro el médico.

Esta votación crucial debía pronunciarse sobre los cambios introducidos por el Senado a los incisos cuarto, quinto y sexto del artículo 119 del Código Sanitario contenidos en el número 1) del artículo 1° de la iniciativa.

Sin embargo, a pesar de recibir una amplia mayoría, en virtud de las peculiares matemáticas de esta Constitución, donde se puede ganar perdiendo, terminó con rechazo al conseguir 66 votos a favor, 40 en contra y una abstención.

Esta última corrió de parte del diputado DC Marcelo Chávez, a quien apuntaron todas las críticas de la Nueva Mayoría producto de este traspié para el oficialismo.

En la Democracia Cristiana -que declaró libertad de acción de sus parlamentarios frente a este proyecto- votaron en contra Jorge Sabag e Iván Flores.

Se parearon el también DC Patricio Vallespín, los radicales José Pérez y Fernando Meza y el PPD Cristián Campos.

En rigor, el problema que se presenta es más procedimental que de fondo, pues los tres puntos centrales de la reforma fueron aprobados, y esos no vuelven atrás en Comisión Mixta.

Pero debido a la falta de quorum mencionada, el conjunto de la iniciativa debe esperar el resultado de la Comisión Mixta. con el añadido de que la próxima semana es distrital en la Cámara de Diputados.

En consecuencia, existe el riesgo de que, en el caso de que la derecha recurra al Tribunal Constitucional, ya haya asumido en la presidencia el derechista y conservador Iván Aróstica, en cuyo caso su voto sería decisivo para el rechazo a la reforma. Sobra decir que este resultado incita a la derecha a transitar por ese camino.

En suma, las consuetudinarias indisciplinas a la consistencia interna de la Nueva Mayoría, terminan entregándole un triunfo inesperado a la derecha, que no tenía por donde ganar en el ámbito de la democracia.

De cualquier modo, una victoria en el inefable e impresentable Tribunal Constitucional, es un triunfo a lo Pirro.

Cómo votó su diputado

A favor

Sergio Aguiló (Izquierda Ciudadana), Fidel Espinoza (PS), Pablo Lorenzini (DC), Luis Rocafull (PS), Miguel Ángel Alvarado (PPD), Daniel Farcas (PPD), Daniel Melo (PS). Karla Rubilar (independiente), Jenny Alvarez (PS),
Ramón Farías (PPD), Vlado Mirosevic (Partido Liberal), René Saffirio (independiente), Osvaldo Andrade (PS), Maya Fernández (PS), Manuel Monsalve (PS), Raúl Saldívar (PS), Claudio Arriagada (DC), Iván Fuentes (independiente), Juan Morano (DC), Marcelo Schilling (PS), Pepe Auth (independiente), Cristina Girardi (PPD), Daniel Núñez (PC), Alejandra Sepúlveda (independiente), Gabriel Boric (independiente), Joaquín Godoy (independiente), Marco Antonio Núñez (PPD), Gabriel Silber (DC), Karol Cariola (PC), Rodrigo González (PPD), Sergio Ojeda (DC), Leonardo Soto (PS), Lautaro Carmona (PC), Hugo Gutiérrez (PC), José Miguel Ortiz (DC),
Jorge Tarud (PPD), Loreto Carvajal (PPD), Marcela Hernando (PR), Clemira Pacheco (PS), Guillermo Teillier (PC), Juan Luis Castro (PS), Giorgio Jackson (RD), Denise Pascal Allende (PS), Víctor Torres (DC),
Guillermo Ceroni (PPD), Enrique Jaramillo (PPD), Jaime Pilowsky (DC), Joaquín Tuma (PPD), Fuad Chahin (DC), Carlos Abel Jarpa (PR), Roberto Poblete (PS), Christian Urízar (PS), Daniella Cicardini (PS),
Tucapel Jiménez (PPD), Yasna Provoste (DC), Camila Vallejo (PC), Aldo Cornejo (DC), Luis Lemus (PS), Ricardo Rincón (DC), Mario Venegas (DC), Sergio Espejo (DC), Roberto León (DC), Alberto Robles (PR), Matías Walker (DC), Marcos Espinosa (PR), Felipe Letelier (PPD)

En contra

Pedro Alvarez-Salamanca (UDI), Sergio Gahona (UDI), Nicolás Monckeberg (RN), Ernesto Silva (UDI), Ramón Barros (independiente), Romilio Gutiérrez (UDI), Celso Morales (UDI), Arturo Squella (UDI), Germán Becker (RN),
Javier Hernández (UDI), Claudia Nogueira (UDI), Renzo Trisotti (UDI), Jaime Bellolio (UDI), María José Hoffmann (UDI), Iván Norambuena (UDI), Marisol Turres (UDI), Bernardo Berger (RN), José Antonio Kast (independiente),
Paulina Núñez (RN), Jorge Ulloa (UDI), Juan Antonio Coloma (UDI), Felipe Kast (Evópoli), Diego Paulsen (RN), Ignacio Urrutia (UDI), Felipe de Mussy (UDI), Javier Macaya (UDI), Leopoldo Pérez (RN), Osvaldo Urrutia (UDI),
José Manuel Edwards (independiente), Patricio Melero (UDI), Jorge Rathgeb (RN), Enrique Van Rysselberghe (UDI), Iván Flores (DC), Andrea Molina (UDI), Jorge Sabag (DC), Germán Verdugo (RN), Gonzalo Fuenzalida (RN),
Cristián Monckeberg (RN), David Sandoval (UDI), Felipe Ward (UDI).

Abstención

Marcelo Chávez (DC)

Pareos

Cristián Campos (PPD) con Issa Kort (UDI)
Marcela Sabat (RN) con Pedro Browne (independiente)
Fernando Meza (PR) con René Manuel García (RN)
Patricio Vallespín (DC) con Alejandro Santana (RN)
José Pérez (PR) con Gustavo Hasbún (UDI)

DEJA UNA RESPUESTA