Por 67 votos a 36, el Comité Central del Partido Socialista eligió al senador independiente Alejandro Guillier, como candidato del partido a la elección primaria de la Nueva Mayoría, o bien a la primera vuelta de la elección presidencial. El derrotado pre candidato y ex presidente, Ricardo Lagos, se queda sólo con el exiguo apoyo del PPD, y está evaluando si sigue en carrera.


El senador independiente, quien ya fue proclamado por el Partido Radical, recibió 67 votos de los 111 miembros que conforman el comité, mientras que el ex presidente Ricardo Lagos obtuvo 36 votos y tres sufragios fueron nulos.

La votación fue secreta, tal como pedían los partidarios de Guillier en el PS.

«El candidato del Partido Socialista a la primaria de la Nueva Mayoría es Alejandro Guillier», ratificó el presidente del socialismo, Álvaro Elizalde, tras el sufragio que se desarrolló en el estadio El Llano en la comuna de San Miguel.

Elizalde informó además que tanto Lagos como Guillier ya conocen la determinación del Comité Central, y reiteró su llamado a la unidad en el partido y en la Nueva Mayoría:

«Llamamos al resto de los partidos de la Nueva Mayoría a respetar nuestra decisión, tal como nosotros lo hemos hecho respecto de sus determinaciones (…) en la Nueva Mayoría no sobra nadie», afirmó Elizalde.

La elección de Guillier se da tras una semana de fuertes presiones de la DC, el PPD y el comando de Lagos al socialismo, escenario en el cual el timonel Álvaro Elizalde exigió a los partidos de la Nueva Mayoría respetar la autonomía del partido.

De esta forma, la postulación de Ricardo Lagos contará sólo con el apoyo del Partido Por la Democracia.

El senador se impuso por 67 votos a su favor contra 36 que obtuvo el ex Presidente, quien ya había afirmado que su candidatura no estaría en cuestión si el PS decidía por Guillier.

Sin embargo, este mismo domingo su equipo de campaña reconoció que el camino se pondría difícil de no contar con el apoyo de los socialistas aunque remarcó que la decisión final la adoptaría el propio Lagos.

Las primeras críticas a la decisión del comité central llegaron por parte del diputado socialista Fidel Espinoza, quien a través de Twitter, dijo que «el ex Presidente Ricardo Lagos no merecía que el PS, su partido, le diera vuelta la espalda a su legado».

«La historia pondrá en su lugar el gran Gobierno que los socialistas dimos al país entre el 2000 y 2006 con Ricardo Lagos», remarcó el parlamentario.

Espinoza añadió que «lo más grave de lo ocurrido hoy para el PS es que la Nueva Mayoría arriesga que no tengamos primarias. Ricardo Lagos garantizaba esas primarias».

Tras el triunfo de Guillier, serán claves los pasos que decida dar Ricardo Lagos sobre su aspiración presidencial. Según trascendió esta semana, el ex gobernante habría evaluado bajar su candidatura si resultaba derrotado por Guillier, hecho que fue confirmado el jefe territorial de su comando, Carlos Montes;

“En caso de que no ocurra el apoyo del PS, efectivamente es un severo revés y también es una situación que obliga a revaluar todo”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here