El Desembarco del Granma: 60 Años de una Heroica Odisea

0
180

Más que una aventura, lo acaecido el 2 de diciembre de 1956, en las Coloradas, hoy provincia de Granma, fue la culminación de una gran odisea. Los 82 expedicionarios que venían en el histórico yate Granma traían la más fuerte convicción de vencer o morir por liberar a la patria del sangriento yugo dictatorial en la que se hallaba sumido.

{source}
<script async src=”//pagead2.googlesyndication.com/pagead/js/adsbygoogle.js”></script>
<!– Banner Articulos –>
<ins class=”adsbygoogle”
     style=”display:block”
     data-ad-client=”ca-pub-2257646852564604″
     data-ad-slot=”2173848770″
     data-ad-format=”auto”></ins>
<script>
(adsbygoogle = window.adsbygoogle || []).push({});
</script>
{/source}

El desembarco era parte de todo un plan de insurrección del joven “Movimiento 26 de Julio”.  

Indudablemente fue la continuidad del Grito de Yara, de las luchas independistas de Maceo y Máximo Gómez, de las ideas de José Martí, y de la sangre derramada por la Generación del Centenario en el Asalto al Cuartel  Moncada, el 26 de julio de 1953.

Los días previos a este suceso fueron de grandes ajetreos clandestinos, sobretodo en la región oriental donde los principales protagonistas fueron Celia Sánchez Manduley y Frank País.

Con audaz eficacia y discreción se fueron concretando las bases de apoyo a los expedicionarios que saldrían un 25 de noviembre de 1956, desde la ensenada de Tuxpan, en el puerto de Veracruz, México y que deberían arribar aproximadamente el 30 de noviembre, momento en que después de un llamamiento al pueblo de Cuba se iniciaría un alzamiento popular, fundamentalmente para asegurar que los expedicionarios alcanzaran a llegar a las lomas de la Sierra Maestra para iniciar la guerra contra las dictadura batistiana.

A la 7 de la mañana del 30 de noviembre de 1956, en la heroica Santiago de Cuba, se ejecutaba el plan al grito de “Viva Cuba Libre”, pero el Granma, por impredecibles e inevitables eventos, retrasó su llegada, no llegó aquel dia.

Llegó el 2 de diciembre, dos días después de lo previsto; sin mebargo, los combates de aquel 30 de noviembre fueron muestra de la disposición combativa y decisión de un pueblo que también fue protagonista al apoyar con dignidad a estos jóvenes y así evitar que no se repitiera lo del Moncada.

Fue muestra de una gran disciplina y organización del M-26/7, liderado por Frank País, donde solo hubo de lamentar la pérdida de tres valerosos jóvenes.

En esos momentos Fidel y los expedicionarios del Granma sumidos al borde de la desesperación luchaban contra las adversidades  climáticas, roturas del motor, la desorientación y la accidental caída al mar de uno de sus tripulantes.

Todo esto no demerita para nada la épica y heroica hazaña de estos 82 hombres que harían historia y determinarían el destino de una nación y de otros pueblos de este planeta, además de Fidel y Raúl, vemos al Dr. Ernesto Guevara el legendario “Che Guevara”, devenido en paradigma del hombre nuevo, del revolucionario, de la revolución.

Estos expedicionarios serían la semilla de lo que fue el victorioso Ejército Rebelde y luego de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Cuba, el pueblo uniformado, baluarte de esta generosa y solidaria Revolución Cubana, garantía de la continuidad de todo un proceso de liberación, independencia y progreso con justicia social cuyo principal beneficiado es el pueblo de Cuba.

Indudablemente la figura de Fidel resalta de sobremanera como el principal gestor de esta heroica hazaña. Se reafirman en ello, sus cualidades de líder, de organizador, de estratega, de su larga visión, de su audacia y valentía.

Lamentablemente Fidel no estará físicamente este 2 de diciembre cuando se cumplen 60 años del desembarco del Granma y de las gloriosas, victoriosas e invictas Fuerzas Armadas Revolucionarias, FAR de Cuba.

Precisamente a 60 años de la salida del Granma desde México, su gran corazón dejó de latir un 25 de noviembre de 2016, para continuar otra odisea, esta vez rumbo a la eternidad, a la historia universal de nuestros pueblos, de los invencibles héroes, hacedores de asombrosas y gigantescas proezas. Imperecedera obra de toda una vida, una Cuba socialista y revolucionaria, por su carácter  justiciero y humano, sustentada hoy por todo un pueblo decidido a vencer o morir, respaldada por muchos pueblos de este planeta a los que llegó su mano generosa y solidaria, internacionalista.

Hazaña que hace más profunda y certera  la sentencia de su maestro: “la muerte no es verdad, cuando se ha hecho bien la obra de la vida”.

{source}
<script async src=”//pagead2.googlesyndication.com/pagead/js/adsbygoogle.js”></script>
<!– Banner Articulos –>
<ins class=”adsbygoogle”
     style=”display:block”
     data-ad-client=”ca-pub-2257646852564604″
     data-ad-slot=”2173848770″
     data-ad-format=”auto”></ins>
<script>
(adsbygoogle = window.adsbygoogle || []).push({});
</script>
{/source}

¡Hasta Siempre Comandante en Jefe, Fidel
¡Viva el 60 Aniversario del Granma y de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Cuba!
¡Patria o Muerte!
¡Venceremos!

(*) Chileno residente en Cuba
La Habana. 1 de diciembre del 2016

DEJA UNA RESPUESTA