Miguel Santiago: el Triple Femicida que Pagó su Defensa con la Herencia de su Esposa

0
218

Miguel Santiago, quien asesinara a Fraulein Alfaro (38), Natalia (2) y María Jesús (7) mientras dormían el 20 de mayo en La Florida, recibió un castigo calificado por los familiares de la víctima como “una mala señal”. El asesino convenció a la víctima de pasar la propiedad de sus padres a su nombre. Meses después mató a todo el núcleo familiar, quedándose con la vivienda y el dinero que usó para el juicio.

El crimen se dio a conocer cuando los cuerpos de las víctimas fueron encontrados por el hermano de Miguel Santiago, tras recibir un mensaje de texto del propio asesino.

De inmediato llegó Carabineros a la escena del crimen, donde se presumía la muerte por asfixia de las tres mujeres.cropped-banner_

En el lugar, y según el fiscal a cargo, Ernesto Navarro, existía una carta que el asesino dejaba a su madre, un vehículo y dinero. El documento señalaba, además, que había intentado quitarse la vida, como ocurre en diversos casos, pero al no concretarlo, escapó.

No existían denuncias previas, pero sí se conocía en el vecindario que la pareja peleaba a menudo y posteriormente la investigación arrojó que Fraulein le había dicho que se iba a ir de la casa con sus hijas.

El juicio que todavía da vueltas en la familia

El Séptimo Tribunal Oral en lo Penal de Santiago desestimó todas las agravantes de alevosía, premeditación y abuso de superioridad física que la defensa de Alfaro presentó.

Pese a haberse dado a la fuga en principio, las magistradas reconocieron que el agresor colaboró con la investigación.

¿Qué buscaba la defensa de la familia de Fraulein? La mayor pena, por ello es que pedían triple cadena perpetua calificada, es decir, a lo menos 90 años de presidio efectivo sin beneficios.

¿Cuál fue el resultado final? Presidio perpetuo simple. La diferencia con la condena anterior es que al cabo de 20 años, el agresor podrá postular a beneficios penitenciarios. Las hermanas de Fraulein Alfaro se sintieron burladas ante el fallo.

El financiamiento del juicio

Poco y nada se habló de un aspecto legal que ha quedado en un franco limbo judicial. En nuestro país, para quitarle la herencia a uno de los beneficiarios, se debe declarar esta intención ante un tribunal según lo que se conoce como “causales de indignidad”.

En la ocasión de que un heredero asesine a quien le entregará bienes, no pierde esta calidad de manera inmediata, porque primero debe ser condenado por el homicidio u otros crímenes que atenten contra la vida de la persona.

¿Qué relación tiene lo anterior con el caso? Por la información proporcionada, bastante. Poco antes de ser asesinada, la madre de Fraulein falleció por causas naturales. En ese momento, Miguel Santiago le habría pedido a su esposa que solicitara la interdicción de su padre, para que así, la propiedad que estaba a su nombre quedara para ella. La víctima accedió al requerimiento.

A los pocos meses, Miguel mató a su núcleo familiar, quedando, por consiguiente, con la casa de Fraulein y el dinero. Dado que aún no lo condenaban, alcanzó a cobrar la herencia. El detalle más escabroso de todo esto es que con el dinero que Santiago recaudó, logró pagar los costos de su defensa.

“Para el Estado, un portonazo es más importante”

Ante los casos de violencia intrafamiliar y femicidios, el primer y casi único organismo que declara es el Servicio Nacional de la Mujer. Silvana Del Valle, abogada de la Red Chilena Contra la Violencia Hacia las Mujeres, destaca las buenas intenciones del organismo, pero ve con malos ojos que todos los problemas de las mujeres se aislen del resto, como si no tuvieran relación entre sí.

“No se considera a las mujeres como parte de la sociedad toda, el Sernam, como su nombre lo dice, pasa a ser de segundo orden y parche. Aún se mantiene que el empoderamiento de las mujeres corresponde al trabajo remunerado, cuando hay otros problemas como la brecha salarial. Falta un mayor pronunciamiento del Estado”, explica.

Cuando se compara la exposición de los casos de delincuencia y de crímenes contra la propiedad, como los asaltos, alunizajes o portonazos la consultada considera que estos son desproporcionados.”No se habla tanto de las violaciones o de los femicidios frustrados, de los que no hay registros oficiales”.

Según explica la abogada, en un comienzo, los miembros de la defensa, donde estaban involucrados la Intendencia Regional y el Sernam de La Florida, fueron categóricos con intentar que Miguel Santiago tuviera una condena extensa. No obstante, al no ser acogidas las agravantes, fueron bajando el tono de las demandas.

Una sociedad pasiva ante el abuso

No solo se critica la respuesta moderada del Estado ante este y los otros 57 casos de femicidio en lo que va del año, sino que también, Silvana del Valle se dirige a la respuesta de la sociedad: “Vivimos en un continuo de violencia: los tribunales son blandos, los fallos dan cuenta de la misoginia y el gravísimo machismo que existe en todo ámbito”.

“Los medios, por su parte, realizan un flaco favor. Es terrible que traten esto de crimen pasional. El día en que se dio a conocer el fallo, muchos periodistas preguntaban al fiscal si los celos de los que sufría Miguel se podían acreditar”, explica. Del Valle agrega que muchos de los que preguntan por qué no se denunció, “no consideran otras circunstancias. El miedo al agresor y la desconfianza en el sistema son factores potentes”.

Resulta, al menos, macabro revisar la cuenta de Facebook de la víctima, quien se recibió de Trabajo Social en la Universidad Mariano Egaña, de la Región de Coquimbo. En las imágenes se aprecian comentarios de su asesino, quien escribe “que rica familia” en la foto donde Fraulein aparece con sus hijas María Jesús y Natalia, de cuyas lápidas eliminaron el apellido del femicida.
Según testimonios entregados en la audiencia, Miguel no permitía que sus hijas tocaran a otros niños, y restringía al mínimo el contacto de Fraulein con el exterior, alejándola, además, de su familia.

“Las víctimas ven que sus amigas y parientes mujeres no reciben el apoyo necesario, por lo que prefieren callar por temor a las represalias. Basta de culparlas“, enfatiza la abogada, quien finaliza su reflexión comentando que junto a la mencionada Red Chilena contra la Violencia Hacia las Mujeres preparan un estudio para explicar las razones detrás de la no denuncia de la agresión, pero es clara en un punto:

 “La mitad de los femicidios que se efectuaron sí tenían denuncias previas y las mujeres involucradas murieron igual”.

Fuente: El Dínamo
http://www.eldinamo.cl/nacional/2016/01/04/miguel-santiago-triple-femicida-pago-defensa-con-herencia-esposa-fraulein-alfaro/

DEJA UNA RESPUESTA