El Ocaso de una Crisis Interesada y la Ofensiva de la Derecha de la DC

0
154

Con el correr de los días, ha quedado en evidencia que el trasfondo real de la sobredimensionada crisis política, a propósito de la visita de la Presidenta a la Araucanía sin conocimiento o participación del ministro del Interior, se inscribe en el permanente afán de los sectores conservadores, incluyendo los que coexisten en la coalición gobernante, para obstruir y refrenar el programa de reformas.

Cuando dicha crisis, estimulada hasta el paroxismo por el sistema mediático, muestra señales de amainar, aparece -en El Mercurio- una carta firmada por conspicuos representantes de la derecha de la DC, en la que llaman al Gobierno a una profunda rectificación. Más claro, echarle agua.  

Sin embargo, esa no es la posición de la mayoría del partido. De hecho, en la antesala de la reunión que sostendrá mañana con la Presidenta Michelle Bachelet, el timonel DC, Jorge Burgos, afirmó que nunca fue una opción para la falange salir de la Nueva Mayoría.

Esto, tras el impasse del ministro del Interior, Jorge Burgos, con la Mandataria por la marginación al viaje a La Araucanía, que terminó con el secretario de Estado presentando su renuncia.

“Esta situación no se podía sostener (…) es un error de proporciones y no se puede gobernar así”, dijo Pizarro en el programa de TVN, Estado Nacional. El senador relató que en la reunión de emergencia que sostuvo la DC por la situación, la directiva “se planteó que si el ministro sale por esto pensamos cómo seguimos en un gobierno trabajando en la instancia donde se toman decisiones políticas si no tenemos capacidad para tomar decisiones políticas ahí”.

“Porque si se seguían haciendo las cosas como se estaban haciendo, las decisiones no se están tomando en el ámbito político, se están tomando en el Segundo Piso, en el equipo de asesores de la Presidenta. Y si eso es así entonces nosotros dijimos no tenemos que hacer ahí, colaboraremos desde otros ámbitos”, agregó. .

Sin embargo, aseveró que salir de la Nueva Mayoría no fue una opción:

“Por ningún motivo, si nosotros con la Nueva Mayoría no tenemos ningún problema. Lo que decíamos es que era posible que desde el gobierno en vez de asumir una responsabilidad en el comité político pudiéramos seguir colaborando con la Presidenta donde ella dijera”.

En este contexto, Pizarro señaló que en la reunión que sostendrá con la jefa de Estado no pedirá la renuncia de algún personero del Segundo Piso:

“Lo que me importa es que una vez que tomemos las decisiones nos sintamos parte de esa toma de decisiones porque una se involucra mejor y le colocas más empeño como se dice cuando se siente formando parte de algo que está haciendo y quiere hacerlo bien”.

“Nosotros todavía tenemos la oportunidad de mejorar esto y tenemos que hacerlo,  esa es nuestra pega (…) hay que gobernar mejor, porque la suerte de la Nueva Mayoría está ligada a tener un éxito mínimo en las reformas, porque esto es lo que va a quedar de este gobierno”, concluyó el senador.

PC pide “madurez” y que se dé por cerrado impasse 

“Espero que la DC se dé por satisfecha con la explicación que seguramente le dieron al ministro del Interior y creo que no es la hora de seguir ahondando en los conflictos sino que es la hora de solucionar los problemas y seguir adelante”, señaló el presidente del PC, Guillermo Teillier.

El Secretario General, diputado Lautaro Carmona, agregó::  

“Si fue o no fue a La Araucanía es un tema dentro del Gobierno y no me parece que contribuya que se haga de esto un punto de quiebre. Tiene que primar la madurez, que es saber en qué lugar está cada uno, y eso no quita en absoluto la identidad y el legítimo derecho a exponer esa identidad, de cada partido de la Nueva Mayoría. Si hay una observación que hacer, hay que hacerla en el espacio que corresponde”.

Reacción desproporcionada

Por su parte, el diputado socialista Osvaldo Andrade hizo un llamado a terminar con lo que calificó como ideas “desproporcionadas de la DC”.

“Les recuerdo que en el Segundo Piso están los asesores de la Presidenta y también ella. Si quieren decirle algo a la Presidenta, que lo hagan directamente”.  

 Andrade cuestionó que algunos  dirigentes DC pusieran en tela de juicio la permanencia del partido en el gobierno:

“He escuchado algunos que dicen evaluar su presencia en el gobierno, otros que proponen salir del comité político pero seguir con los ministros sectoriales. Son cosas  desproporcionadas porque los errores no se enmiendan haciéndolos más grandes. Lo de la DC ha sido desproporcionado y de una irresponsabilidad política importante. Confío en que prime la sensatez”. parlamentario.

Por su parte, el jefe de comité de senadores PS, Juan Pablo Letelier, afirmó:

“La reacción del ministro Burgos y de la DC fue sorprendente. Magnificaron todo, era como un reality.  Espero que esta actitud DC no sea para llevar agua a su molino o ganar puntos en una reforma, porque sería desproporcionado”.

El jefe de la bancada de diputados, Manuel Monsalve apuntó:

“Estas conductas destempladas de la DC pueden generar una ruptura política de mayor gravedad que la que puede haber cometido el segundo piso”.

Ofensiva de la derecha de la DC

Una carta de tres carillas, firmada por 26 militantes y simpatizantes de la DC, entre los que figuran ex ministros subsecretarios y militantes históricos de la colectividad, alineados con las posiciones más conservadoras y/o neoliberales de ese partido, critica el rumbo que han seguido las reformas y el gobierno de la Presidenta Michelle Bachelet.

La misiva, bajo el nombre de “Progresismo sin progreso: ¿El legado de la Nueva Mayoría para Chile?” expresa la preocupación de esete grupo por el camino que está tomando el país bajo la actual administración.

El documento, que fue publicado en El Mercurio, plantea un retroceso del país en comparación a lo que se había logrado en años anteriores, acusando de esto a las erradas decisiones adoptadas por el gobierno y la desconfianza en las instituciones por los temas de financiamientos irregulares en campañas políticas.

La misiva señala que “en lugar de seguir avanzando, lo conseguido con mucho esfuerzo está en riesgo de perderse por un diagnóstico errado y un mal diseño de políticas públicas“, por lo que solicitan una profunda corrección.

“Hacemos un llamado a reorientar la mirada de quienes en el gobierno han preferido el apresuramiento a la calidad, y el Estado por sobre los organismos intermedios y las personas”, sostiene.

Los militantes DC también expresan preocupación por una tendencia que favorece expandir el rol del Estado por sobre la solución efectiva a los problemas y “gestionar solo desde la cúpula burocrática, sin reconocer el rol subsidiario del Estado, un principio constitutivo de nuestra visión de la sociedad, que ha sido factor fundamental en el desarrollo de nuestro país”.

Sobre las reformas en el ámbito económico, la carta señala que “se están poniendo en práctica reformas cuyos resultados finales no han sido debidamente evaluados, donde priman los anuncios sobre el contenido y la improvisación sobre la necesaria reflexión y una necesaria concertación de amplios apoyos”.

“El PDC debe cumplir el sano rol articulador del encuentro de las mayorías del país, que buscan el desarrollo, la paz y el respeto para todos los ciudadanos. Ese fue el espíritu que primó en los gobiernos de la Concertación”, concluye.

El documento fue firmado por Álvaro Clarke, Eduardo Aninat, Pedro García, Hugo y Jaime Lavados, Jorge Frei, Clemente Pérez, Manuel Inostroza, Rodolfo Seguel, Guillermo Le Fort, Felipe Del Río, Walter Oliva, Ernesto Tironi, Rodrigo Moraga, Ernesto Evans, Mario Jerez, Ana Luz Durán, Gabriela Riutort, Dieter Linneberg, Germán Acuña, Claudio Mundi, Santiago Venegas, José Jiménez, Jorge Araya y Mauricio Olavarría.

Sin embargo, claramente el contenido de esa carta no interpreta al conjunto del partido, donde ha habido reacciones negativas de parlamentarios, militantes y ministros.  

En la misiva -publicada por El Mercurio y firmada por dirigentes como Mariana Aylwin, Eduardo Aninat, Jaime Lavados y Clemente Pérez, entre otros- los militantes enfatizan que “como la mayoría de los chilenos, no estamos dispuestos a cualquier reforma que pudiera descarrilar el crecimiento y echar por la borda lo ya logrado. No estamos conformes con las que se están implementando, ni en contenidos ni en procedimientos, y hacemos un llamado a reorientar la mirada de quienes en el gobierno han preferido el apresuramiento a la calidad, y el Estado por sobre los organismos intermedios y las personas”.

Al respecto, la ministra del Trabajo, Ximena Rincón, señaló en su cuenta de Twitter: “Me gustaría leer a los mismos camaradas que firmaron la carta de hoy empujando para un país más justo. Ese debería ser el norte de nuestra DC”.

Asimismo, el jefe de bancada de los diputados DC, Matías Walker, llamó a los firmantes a “valorar” las reformas aprobadas por el Ejecutivo.

El presidente de la DC, Jorge Pizarro, desdramatizó las declaraciones de los militantes calificándolas de “legítimas”.

“Son opiniones legítimas, positivas porque siempre que hay gente que aporte al debate y lo haga con argumentos es muy bueno para un partido políticos. Un partido como el nuestro tiene debate permanente y no hay que tenerle miedo al debate”. .

DEJA UNA RESPUESTA