Mina Santa Ana de Curanilahue: El Drama que se Incuba a 750 Metros Bajo Tierra

0
261

El senador y presidente del MAS, Alejandro Navarro, advirtió este sábado que el conflicto minero en Curanilahue, que mantiene a 73 mineros atrincherados a 750 metros de profundidad, puede ser un “golpe mortal para la credibilidad del Gobierno”, en caso de terminar con el fallecimiento de algún trabajador. “No se ha comprendido la magnitud de la crisis; el Gobierno no ha reaccionado con la firmeza y preocupación que la emergencia requiere”, agregó el senador.  

 

“Se han cumplido 11 días desde que 78 mineros tomaron la decisión de bajar y quedarse dentro de la mina. Cinco de ellos han debido abandonar por problemas de salud, pero el resto está de manera indeclinable”, explicó el senador por Biobío.

“La decisión que han tomado no es estar en los 600 metros (como al inicio; ya están en los 750 metros de profundidad y existe, como lo sabe Sernageomin, un riesgo inevitable respecto del gas metano. En una decisión extrema han bajado otros 150 metros”, alertó.

En ese sentido, advirtió el parlamentario, “lo peor que le podría pasar al Gobierno de nuestra Presidenta Bachelet es que tengamos que sacar a un minero fallecido de la mina, porque va a arder Arauco; eso sería un golpe mortal a la credibilidad del Gobierno”.

Por esto, exigió la presencia a la brevedad en la zona de los ministros de Minería, Aurora Williams; del Trabajo, Ximena Rincón; y del Interior, Jorge Burgos, para “conformar un comité de crisis” y buscar una solución a este conflicto, que incluya el pago de los dos meses de trabajo adeudados, julio y agosto, ademásde las cotizaciones previsionales.

Navarro agregó que a 11 días de iniciada la movilización, sigue esperando una reacción de los verdaderos y principales responsables, Rodrigo Danús y Paul Fontaine, dueños de la mina:

“Aunque hoy día no figuren en los papeles, aunque hayan traspasado la responsabilidad a un palo blanco, un tal Hernández, la responsabilidad de estos empresarios -por todos conocidos- tiene

que hacerse efectiva, no pueden eludir su responsabilidad. En Chilecard, otra de las empresas de Rodrigo Danús, ofrece 2.000 toneladas de carbón fino para que sean vendidas para pagar el sueldo. Eso no resuelve el problema… Le descontaban de la caja de compensación y no pagaba a la caja de compensación y ya los mineros están en Dicom”.

En este contexto, el líder del MAS instó al gobierno “a hacerse cargo de este conflicto y no desentenderse diciendo que este es un problema entre privados, toda vez que la ex mina La Chulita, hoy San Ana, se trata de una concesión que el Estado entregó a Rodrigo Danús y Paul Fontaine para su explotación, por lo tanto existe una responsabilidad del Estado”.

Navarro señaló que “hoy los empresarios huyen, eludiendo el pago de los sueldos de los trabajadores, violando sus derechos fundamentales” por lo que aseguró que “el gobierno debe intervenir de inmediato”.

El legislador argumentó que “allí se produce carbón de excelente calidad, por lo que espero poder reunirme con el ministro Burgos y la presidenta no solo para transmitirle el sentimiento que tienen los mineros, sino también propuestas para buscar una salida”.

El senador del MAS advirtió que “el Gobierno sabe de lo que son capaces los mineros del carbón, hoy acorralados, angustiados, desesperados”.

El parlamentario dijo que “en el fondo de la mina hay angustia, desesperación y lágrimas de hombre. Los mineros están decididos a seguir adelante con la paralización dentro del yacimiento, pudiendo descender hasta 1.200 metros, lo que podría traer terribles consecuencias a su salud, pudiendo ser estas incluso fatales”.

Recordemos que hace mas de una semana que 73 mineros están enterrados en el pique en protesta contra la empresa SW Curanilahue S.A. por el no pago de los sueldos de julio y los últimos 11 meses de imposiciones, trabajadores que aseguraron mantendrán la medida de presión hasta “las últimas consecuencias”.

Por esto, reiteró sus críticas al Gobierno, ya que afirmó que “si el Estado concesiona a un privado la explotación de una minera, tiene que garantizar que si ese privado no paga las cotizaciones previsionales, no paga los sueldos, entonces se le termina la concesión”.

Navarro agradeció el gesto que tuvo el arzobispo de Concepción, monseñor Fernando Chomali, de bajar a la mina para compartir con los mineros, pero enfatizó en la necesidad de que también se hagan presente las autoridades de Gobierno.

“Hay que sacar a la superficie a la brevedad a estos 73 mineros… Están dispuestos a llegar hasta las últimas consecuencias”, remarcó.

En tanto, el Arzobispo de Concepción, Fernando Chomalí, quien se pudo reunir con los trabajadores dijo que “lo que acontece a los mineros es una vergüenza, es una vergüenza que no les paguen los salarios ni las imposiciones. Es lamentable que estas sean situaciones que se repiten una y otra vez”.

Chomalí se comprometió con “hacer todo lo posible para que salgan, pero sobre todo para que se les de lo que corresponde”.    

Dirigentes de mina Santa Ana se reúnen con intendente

Representantes del sindicato de trabajadores de la Mina Santa Ana se reunieron con el intendente Rodrigo Díaz y parlamentarios oficialistas en busca de medidas de contención y posibles

soluciones para destrabar el conflicto laboral que envuelve a 174 trabajadores.

Luis Chandía, presidente del Sindicato de Trabajadores de la Mina Santa Ana indicó que lo que buscan del Gobierno es que financie medidas paliativas hasta que se solucione el conflicto.

A esta mesa de trabajo asistieron el diputado Manuel Monsalve y el senador del MAS Alejandro Navarro, quienes concordaron con la petición de los mineros. El parlamentario socialista indicó que incluso, a pesar de tratarse de una disputa entre privados, el Estado puede colaborar.        

El senador Navarro por su parte hizo un duro llamado a las ministras del Trabajo y Minería, quienes a su juicio no se han tomado enserio el conflicto. Ante ello además advirtió que si no se hace algo rápido, se podría lamentar una tragedia.

El Gobierno a través de su vocero Enrique Inostroza informó que se va a seguir apoyando a los mineros con medidas paliativas que consisten en capacitación con manutención, además de gestionar con el Ministerio de Minería la continuidad en forma segura de la faena.  Eso si, apuntó a que este conflicto se debe a la irresponsabilidad de SW Curanilahue S.A.    

Las dudas por la propiedad de la mina Santa Ana de Curanilahue

Pese a que un grupo de mineros fueron recibidos en Santiago por la ministra del Trabajo, Ximena Rincón, el conflicto que llevó a los trabajadores a tomarse la Mina Santa Ana de Curanilahue está lejos de solucionarse, principalmente debido a la poca claridad respecto de la propiedad del yacimiento.

omo principal dueño de la mina aparece el empresario Rodrigo Danús, quien sin embargo asegura que se desligó del proyecto el año pasado.

El abogado del sindicato de trabajadores, Rafael González, dijo a El Sur que hay una demanda por la seguridad y por las condiciones de trabajo en general de la mina, la que fue presentada en diciembre pasado y por la que Danús y Paul Fontaine -quien era o sería el otro dueño- ya estarían notificados.

Por parte de los trabajadores, en tanto, hubo decepción tras la reunión con la titular del Trabajo, tal como lo manifestó el presidente del sindicato Luis Chandía, quien dijo que desde la cartera les reiteraron que se trata de un problema entre privados y que el gobierno no podría intervenir.

Los mineros piden el pago de remuneraciones de julio y lo que va de agosto, así como el pago de cotizaciones de los últimos 11 meses, entre otras peticiones.
    
            
                
                    
   

DEJA UNA RESPUESTA