La Pobreza y el Salario Mínimo

0
1024

La línea de la pobreza en Chile está señalada por un ingreso mensual menor a $72.098 por persona, lo cual significa que una familia de tres personas debería tener un ingreso mensual de $ 216.294 para traspasar el umbral que haga dejar atrás la pobreza a los miembros de esa familia. Eso, tan sólo considerando la canasta básica que se utiliza como indicador. El salario mínimo que está ofreciendo el Gobierno, de $ 207 mil, ni siquiera llega a ese umbral.

Sin embargo, la realidad nos indica que más allá de las cifras, es necesario visualizar si el ingreso es suficiente para cubrir una canasta básica para la familia y respecto de esto podemos observar lo que ocurre cotidianamente con los más de 900.000 chilenos que ganan el salario mínimo.

El siguiente gráfico nos ilustra la parte o porción que el salario mínimo de los chilenos cubre de la canasta mínima en las últimas dos décadas.

Podemos observar que desde la década de los 90, el salario mínimo fue aumentando dicha capacidad.

Sin embargo desde el 2006 la tendencia se invirtió, y los reajustes desde esa fecha han ido cubriendo cada vez menos la capacidad de consumo de productos básicos, haciendo que las personas que obtienen este ingreso que hoy se encuentra en discusión, no puedan superar la pobreza.  

Salario Mínimo Nominal versus Salario Mínimo Real

Al hablar de salario mínimo rara vez se introduce la distinsión entre conceptos. No obstante, en el análisis económico y, por ende, para modificar nuestras condiciones salariales a nivel de política pública las diferencias están siempre presentes.

Aquí la aclaración.

El presente gráfico muestra los salarios mínimos expresados en dorales de los países latinoamericanos, donde se ve a Chile dentro del tercer país con salario mínimo más alto dentro de la región. Sin embargo, es de conocimiento común que comprar un kilo de pan en Chile no es lo mismo que comprar un kilo de pan en Brasil o Bolivia,  lo que significa que el salario mínimo representa un distinto poder adquisitivo,  por esta razón no es posible comparar los salarios mínimos con el mismo parámetro y ostentar este cuestionable 3º lugar.

Una forma de ajustar el salario, es en función de la capacidad de compra que tiene en cada país  el salario mínimo, ¿Cuánto puede comprar un trabajador que gana el sueldo mínimo en Paraguay en comparación con Perú, o Chile?, esta sería una mejor manera.

Observando  el siguiente gráfico, Chile pasa de un 3º lugar a un 6º lugar, es decir, los trabajadores chilenos que ganan el sueldo mínimo sólo pueden comprar más que los trabajadores con sueldo mínimo en Brasil y Bolivia, y apenas  más que Uruguay y Perú.

La situación descrita es aún más compleja para los trabajadores chilenos, cuando se compara con la de otros países de la región,  donde sabemos que  aspectos tan importantes como la salud y la educación constituyen un derecho y no representan un alto costo como en nuestro
país.

Fuente: Instituto de Ciencias Alejandro Lipschütz

DEJA UNA RESPUESTA