Evo Morales: “De Qué Soberanía Habla Chile, Si Privatizó Hasta el Mar”

0
17
Evo Morales en Nueva York

El Presidente de Bolivia, Evo Morales, criticó con dureza al canciller chileno, Heraldo Muñoz , por sus  comentarios tras el fallo de la Corte de La Haya, del jueves pasado. “No crea que tenga autoridad de hablar de soberanía, ustedes saben cómo está privatizado todo, si está privatizado hasta el mar”, fulminó el Presidente de Bolivia, quién recordó, además, que fue el Gobierno de Sebastián Piñera el que se retiró del diálogo sobre la agenda bilateral de trece puntos.

 

El presidente de Bolivia, Evo Morales, criticó al ministro de Relaciones Exteriores, Heraldo Muñoz, por sus dichos sobre la resolución de la Corte Internacional de Justicia (CIJ).

“Menos para hablar de soberanía, como el canciller de Chile. Qué soberanía va hablar, si todo está privatizado, hasta el mar está privatizado* (…) la soberanía de Chile entregada a los privados, no quiero entrar en ese debate porque lo pueden entender como una agresión”, agregó.

Además cuestionó la postura del equipo chileno a cargo de la defensa en La Haya, pues “centraron sobre todo su artillería al tratado de 1904, y las misma Corte dijo que nuestra demanda no es a ese tratado”.

“Lo que dijimos nosotros (a la Corte) es que Chile cumpla sus compromisos, incluso con una resolución firmada por el propio canciller de Chile con relación al tema del mar. Estamos pidiendo eso (…) no modificar el tratado”, sentenció.

Piñera rompió unilateralmente el diálogo

El Presidente Morales acusó al anterior gobierno chileno, encabezado por Sebastián Piñera, de abandonar las conversaciones sobre la agenda bilateral que contiene 13 puntos, aunque espera seguir insistiendo por diferentes canales retomar el diálogo respecto a esta agenda.

“Nuestra posición públicamente que retomar relaciones en base a los trece puntos, no se puede excluir ningún punto. Somos países vecinos y nos necesitamos, y no podemos estar toda la vida enfrentados, tal vez, no con el mismo pasado, pero si las necesidades a veces nos obliga”, sostuvo.

Uno de los treces puntos que aborda esta agenda, que tiene relación al tema marítimo, fue exlcluido por el gobierno de Michelle Bachelet, tras la demanda boliviana ante La Haya.

Morales ratifica deseo de dialogar con Chile: “No queremos un perdedor ni un ganador”

El presidente de Bolivia, Evo Morales, ratificó el sábado, en Nueva York, la decisión de buscar el diálogo con su homóloga de Chile, Michelle Bachlet, para abordar la demanda marítima boliviana, con el objetivo de lograr una victoria colectiva, sin ganadores ni perdedores, en el diferendo que la Corte Internacional de Justicia (CIJ) de La Haya ordenó proseguir, a costa de la oposición chilena.

“Yo me pongo también al lado del pueblo chileno, del Estado, acordemos juntos, todos ganemos. No queremos un perdedor ni un ganador, por eso es nuestro deseo de ir al diálogo”, remarcó en Nueva York, donde asiste a la septuagésima sesión de la Asamblea de la Organización de Naciones Unidas (ONU).

A su juicio, llegó la hora de comenzar un proceso de diálogo con Chile, donde prime la “diplomacia de los pueblos” en beneficio de ambos países.

“Nosotros venimos de la cultura del diálogo, esa es la diplomacia de los pueblos, especialmente de los pueblos indígenas, ese es nuestro gran deseo, (pero) también dependerá de la voluntad política de la presidenta Bachelet”, dijo.

Sostuvo que en su objeción preliminar a la demanda marítima de Bolivia, Chile ya utilizó “toda su artillería” para tratar de vincular, de manera equivocada, el pedido boliviano con el Tratado de 1904, y es por eso que la CIJ rechazó su pretensión.

Morales sostuvo que “lo que dijimos nosotros (a la Corte) es que Chile cumpla sus compromisos”, incluso con una resolución firmada por un canciller chileno respecto al mar. “Estamos pidiendo eso, no modificar el tratado”, subrayó.

Por otro lado, Morales acusó al ex presidente chileno Sebastián Piñera de abandonar “unilateralmente” las conversaciones sobre la agenda de 13 puntos, que incluía la demanda marítima y otros aspectos de interés bilateral.

No obstante, anticipó que se buscará retomar esa agenda.

En 1825, Bolivia nació a la vida independiente con una costa de aproximadamente 400 kilómetros sobre el océano Pacífico. 54 años después, en 1879, Chile invadió y ocupó por la fuerza el territorio del departamento de Litoral, desde entonces privó al país de un acceso soberano al mar y de un territorio de al menos 120.000 kilómetros cuadrados.

En 2013 Bolivia sentó a Chile ante La Haya, en busca de un “diálogo sincero” para resolver la demanda marítima boliviana.

Chile había objetado en 2014 la competencia de la CIJ para conocer la demanda marítima boliviana, y después de 14 meses, ese tribunal internacional rechazó ese recurso interpuesto por La Moneda.

Pese a esto, el mandatario boliviano aseguró que “no quisieramos llegar a la situación de un ganador o un perdedor, somos países hermanos, quisieramos que ganemos juntos los dos en términos de integración y en términos económicos, ese es el deseo que tenemos”.

“A mí me ha dolido bastante cuando La Haya falló a favor de Perú y no de Chile. Eso no quisiera, quisiera que todos ganemos, por eso es nuestro deseo de llegar al diálogo”.

Esto lo manifestó Morales tras señalar que la intención de su país es retomar las relaciones diplomáticas entre ambos países y dialogar en base a la agenda de los 13 puntos, que incluye el tema marítimo.

“El gobierno de Sebastián Piñera abandonó el diálogo bilateral. Nuestra posición es de retomar relaciones en base a los 13 puntos, no podemos estar toda la vida enfrentados”, señaló.

Mientras la Presidenta Michelle Bachelet espera concretar este sábado su reunión con el equipo chileno ante la demanda boliviana en la Corte Internacional de Justicia por la salida al mar, el mandatario boliviano Evo Morales reiteró que dicha instancia avaló plenamente su reclamo.

“Evidentemente se ha dado un paso importante con la resolución de la Corte Internacional de Justicia, estamos seguros que se nos hará justicia porque el mensaje del juez ha sido muy interesante”, afirmó el líder altiplánico.

“Yo entendí que ni siquiera el tratado de 1904 ha resuelto (…) y nuestra demanda no es sobre el tratado de 1904, ha sido muy específica La Haya también en que los compromisos, los ofrecimientos de Chile sean cumplidos”, agregó el Jefe de Estado boliviano.

Evo Morales también aludió a la interpretación que han hecho “algunas autoridades de Chile -como el canciller- que dijo que no hay nada pendiente con Chile y La Haya dijo que hay un tema pendiente. Algunos comentaristas en Chile dicen que Bolivia nació sin salida al mar y La Haya reafirmó que Bolivia nació a la vida republicana con salida al océano Pacífico”.

Tanto Evo Morales como Michelle Bachelet estarán presentes en la LXX Asamblea de Naciones Unidas el próximo lunes en Nueva York, sin embargo desde la Cancillería se ha descartado un encuentro bilateral entre ambos por razones de agenda.

Evo Morales dispuesto a seguir si nueva reelección se aprueba en referéndum

El presidente boliviano, Evo Morales, afirmó hoy que sólo si en un eventual referéndum se aprueba la doble reelección en 2019 se presentará, y si el resultado es contrario, “contento y feliz” se retirará de la actividad política.

“No voy a hacer campaña para que digan sí”, afirmó Morales en una rueda de prensa que ofreció hoy en la sede de la ONU, donde se encuentra para asistir a una cumbre sobre el desarrollo y participar en el debate la Asamblea General, desde el lunes próximo.

El Parlamento boliviano, aprobó hoy en una primera instancia la norma que plantea una reforma constitucional para permitir que el gobernante vuelva a ser candidato en las elecciones generales de 2019.

La norma, propuesta al Congreso por los sindicatos de obreros e indígenas afines al Gobierno, modifica el artículo 168 de la Constitución boliviana para permitir un mandato y dos reelecciones consecutivas, en lugar de una, como fija actualmente la Carta Magna.

La “disposición final” del proyecto de ley establece que la reforma será válida si es aprobada en un referendo, que el oficialismo proyecta para el 21 de febrero de 2016.

Morales dijo que había estado siguiendo a distancia esta votación en el Parlamento, en una sesión que comenzó el viernes, y resaltó el hecho de que se aprobó con más de dos tercios, aunque ahora “hay que someterla al pueblo”, ya que “es lo más democrático”.

“Si el pueblo dice sí, entonces hay que presentarse al 2019, y si dice no, contento y feliz, y te esperaré en el Chapare después del 2020”, agregó Morales, refiriéndose al deseo de, cuando deje la presidencia, retirarse a ese valle central boliviano.

“La propuesta es del pueblo, él decidirá”, insistió.

Aunque reconoció que “no se trata de eternizarse”, la posibilidad de que se mantenga en el poder está ligada a su deseo de implementar la “agenda patriótica” hasta el 2025.

“Si hay una reelección, puede ser máximo hasta el 2025 para cumplir con la agenda patriótica”, añadió.

El gobernante boliviano recordó que después de la última elección aparecieron carteles “Evo por siempre”,”Evo reelección indefinida”, algo que dijo le había sorprendido y que surgía de los deseos de movimientos sociales:

“Estamos acompañando a esos movimientos sociales. Tal vez se sientan orgullosos de que su compañero sea presidente”.

Leave a Reply