Camilo Ballesteros: ‘En Estas Elecciones hay más Papitocracia que Elección’

0
246

Uno de los rostros emblemáticos del movimiento estudiantil del 2011 se unió al comando de Michelle Bachelet como el jefe de la Comisión de Jóvenes. Luego de perder la alcaldía de Estación Central por 450 votos, el estudiante de Educación Física de la USACH cuenta cómo ve a sus compañeros de generación en campaña, de cómo se renueva la política y de por qué decidió no postular a a la Cámara de Diputados. Todo esto, mientras está en semana de pruebas.

¿Porque decidiste al final no postularte como diputado por el distrito 20?

Hay varios motivos, tanto de carácter político como de carácter personal. Como primer punto es creo que nosotros estamos en una situación super compleja y que quizá todavía no nos hemos sentado a analizarla.

Hemos hablado de la necesidad que haya una renovación permanente y de que haya una serie de ciclos que tienen que ver con buenas prácticas, pero para que eso se cumpla tenemos que estar dispuestos a dar un paso al costado.

Nosotros a los 35 años ya vamos a llevar 10 participando en política, vamos a ser parte del stablishment, y por esto, tenemos que ser capaces de tener otras vías para que el día de mañana cuando nosotros tengamos que cumplir nuestros ciclo lo hagamos sin depender de otros ni de organizaciones.

Personalmente vengo de una familia humilde. Mis papás hicieron una gran apuesta por el tema de mis estudios Por ejemplo, yo toda mi vida he vivido en una población, la población Juan Antonio Ríos, y estudiaba en un colegio particular.  Mis papas sacrificaron prácticamente todo por pagarme un colegio particular a mi y a mi hermano, entendiendo la diferencia que marcaba eso.

Entonces creo que ahí hay una cuenta pendiente personal que también cumplimos.

¿Qué pretenden hacer después de que la elección se lleve a cabo? ¿Cuales son tus planes?

Mi idea es licenciarme antes de enero y después ahí hay que ver cuales son las mejores alternativas, ver la posibilidad de seguir estudiando, de poder tener distintas instancias de participación política. Tengo la posibilidad de elegir lo que hago y eso también creo que es un panorama interesante.
Fuiste el único rostro emblemático del movimiento estudiantil que no se presentó en las elecciones populares ¿En qué otras cosas te diferencias?

No lo había visto bajo esa perspectiva. Bueno también fui el primero….me tocó ya la primera experiencia con una campaña el año pasado, y fue una experiencia bastante buena. Estuvimos a punto de ganar pese a que todos decían que íbamos a perder por mucho. Perdimos por sólo 450 votos. No me siento ni diferente ni igual al resto, pero espero que todos aquellos que han tomado este camino les pueda ir bastante bien.
Cuando renunciaste a tu camino como diputado dijiste “Quiero ser un profesional que aporte y no un político profesional”¿Cual es el trasfondo de esa frase?

Yo lo veo como que si no terminara mi carrera me tendría que dedicar solamente a la política y obviamente ahora que tenemos 26 años, nosotros trabajamos netamente desde una perspectiva de la convicción pero si en algún momento me caso y tengo hijos no está sólo en juego la convicción, que obviamente va a seguir existiendo sino que también ya hay un tema que es tener estabilidad económica y en ese sentido cuando creo que al no tener una carrera pasaba a ser un político profesional que dependía de la política también para vivir y no que la política fuera un espacio para poder desarrollar nuestras convicciones. A eso se refería la frase.

¿Qué te parece que Camila Vallejos, Karol Cariola y Giorgio Jackson se presenten al congreso?

Me parece muy bien, hace falta una renovación en muchos aspectos y ellos ayudan a esa renovación de ideas principalmente. Lamentablemente, siento que a veces se confunde la renovación con que haya nuevos rostros. Si uno ve estas elecciones hay más “papitocracia” que elección, la cantidad de hijos de alguien que se presentan es gigantesca y ellos no aportan a la renovación. Esa es la gran diferencia que tiene Camila, Karol y Giorgio.

¿Cómo crees que ellos marcaran la diferencia en relación a un político tradicional?

Tiene que ver con la experiencia que han tenido, donde ha habido una democracia participativa mucho más amplia. Es un toque distinto e interesante a nivel de las demandas de la ciudadanía por como, hoy en día, se desarrolla la política.
¿Dónde está el punto de inflexión que marca el paso desde las marchas a postularse al Congreso?

Uno de los momentos donde quedé con una sensación bastante amarga fue cuando con Giorgio nos tocó ir a la discusión de presupuesto. De hecho esa vez pensamos que teníamos un Parlamento que decidía por nosotros, pero que no estaba relacionado con lo que nosotros queríamos. Ahí nos dimos cuenta que teníamos que ser nosotros los garantes de lo que ahí se pueda aprobar, cursar, etc.
¿Cual es el motivo por lo que más del 70% de los parlamentarios va a reelección y cómo se soluciona?

Para que eso no pase hay que regularizar el tema de la reelección. Debe haber un límite.

Además es muy difícil competir con un político que va a reelección porque él mantiene su dieta, y mantiene sus fondos territoriales. La competencia que puedes hacer tú en realidad es residual.  En verdad, hay muchos motivos por los que se da ese 70%.
Giorgio, Camila y tú son rostros de la renovación política y cambios que se están haciendo, pero también hay otros candidatos jóvenes. ¿Donde están y porque no se visibilizan?

A nosotros nos tocó un momento que tuvo relevancia mediática lo que hace que ahora nuestras candidaturas tengan esa misma relevancia mediática. Aunque también creo que se han ido generando otros espacios, por ejemplo, la Karol Cariola que fue parte del movimiento el 2010. En el caso del PC, no tiene que ver demasiado con la edad. No por eso dejan de ser un aporte y una renovación.
¿Cuales son las políticas juveniles que un próximo gobierno debería implementar?

Hay varios temas, pero básicamente son tres. Primero, hay que definir qué ente desarrollará las políticas juveniles. Yo no hago un buen diagnóstico del Injuv, porque termina teniendo características y un rol muy limitado para lo que necesita la juventud hoy en día.

Segundo son los temas transversales de la juventud que tienen que ver con el primer empleo y que está muy relacionado con el tema laboral, por supuesto, el tema de vivienda.

El tercer ítem son los temas de interés juvenil, como sexualidad, política de drogas y educación,además de participación ciudadana.
¿Por qué decidiste apoyar la candidatura de Michelle Bachelet y formar parte del comando?

Esa no fue una decisión personal, fue una decisión colectiva que se tomó como Partido Comunista. Nosotros notamos que hay una mayor disposición por parte de Michelle Bachelet de entender que Chile cambió mientras que los otros candidatos aún siguen pensando como antes. Además, porque parte de nuestras demandas como movimiento estudiantil están contempladas en el programa.

Lo que apostamos es que exista eso en un programa. Somos conscientes que no basta sólo con decir lo que uno quiere sino ver que se pueda realizar y quién no da más garantías de esto, es Michelle Bachelet.

¿Cómo ves el futuro de esta elección?

Va a estar entretenido. Tengo la convicción de que vamos a ganar en primera vuelta. Además creo que vamos a tener que responder ante lo que la ciudadanía necesita, por esto, estamos tomando grandes compromisos que si bien son posibles, necesitan ser apoyados por la ciudadanía.
¿Cómo se gestó esta reunión con los 100 líderes con Michelle Bachelet?

En primera instancia vimos la posibilidad de establecer un encuentro con ella y el equipo. Después, esto se abrió en pos de tener una mayor sintonía con lo planteado por el movimiento juvenil y se convirtió en un espacio donde todos los actores pudieran dar la discusión sobre la educación. Ahora estamos la sociedad completa discutiendo sobre esto.
¿Cuál fue la evaluación de ellos frente a esta reunión?

Fue muy buena, además porque se está generando una bajada de carácter local. Sin duda hay una gran diferencia entre Santiago y cualquiera de las regiones. Fue interesante porque nosotros vemos las frases ante una óptica nacional pero ahora pudimos aterrizar la discusión a lo cotidiano más que simplemente desde los indicadores.
¿Cómo ves el futuro de la educación chilena?

Yo creo que es difícil que sea peor. Soy bastante optimista y creo que van a haber grandes mejoras. Los compromisos que se han tomado son muy importantes y creo que justamente lo que va ha hacer un cambio será la participación de los actores de la educación, así como el resto de la ciudadanía.

Si hoy nosotros tenemos un movimiento que no es capaz de seguir exigiendo, tenemos rectores que se restan del proceso o tenemos una ciudadanía que olvida la educación esto se estanca, pero si tenemos una ciudadanía que va a seguir exigiendo va a ser un proceso mucho más rápido que asegurará mayores niveles de transformación, como los que Chile necesita.

Fuente: Sentidos Comunes

DEJA UNA RESPUESTA