Cada Treta con su Boleta: Pillaron a la Senadora Lily Pérez con las Manos en la Masa

0
286

La senadora del movimiento Amplitud, Lily Pérez, criticó duramente a personas y empresas que habrían emitido boletas supuestamente falsas a Soquimich. Incluso, cuestionó a la empresa Asetec, creada hace 25 años bajo el alero de Renovación Nacional (RN), que vende asesorias e informes a diversos clientes, entre ellos SQM. Sin embargo, la senadora también emitió boletas a dicha empresa. Pérez fue secretaría general de RN entre 2006 y 2008, cargo cuyo sueldo se cancela con los ingresos de Asetec.

 

La sociedad Asetec, que durante 20 años ha recibido importantes aportes de la empresa de Ponce Lerou, habría financiado al menos 10 boletas de la actual parlamentaria de Amplitud por un monto bruto de $1.666.667 cada una.

“Estamos pidiendo al SII que investigue a empresa relacionada con Renovación Nacional y sus vínculos con Soquimich. Amplitud pide transparencia”, tuiteaba la senadora Lily Pérez el martes, apuntando a Asesorías Técnicas S.A. (Asetec), la sociedad creada en 1990 con el fin de recolectar y gestionar todos los aportes para financiar a Renovación Nacional (RN), y que se convirtió en foco de preocupación dentro de la colectividad luego de que se conociera el largo convenio mantenido con SQM, la compañía de Julio Ponce Lerou, investigada por la Fiscalía.

Es más, el domingo en ‘Tolerancia Cero’ la senadora dijo que no tenía “la menor idea” de que su ex partido recibía, vía estudios vendidos por una empresa que luego otorgaba “préstamos” a la colectividad, dineros de la minera que está en la mira de la Justicia.

Los gastos mensuales de RN ascienden a 25 millones de pesos, que incluyen el pago de sus 10 funcionarios, cuentas y gastos fijos de la sede. Del total, 8 millones provienen de la sociedad Asetec, que vende informes y asesorías a diversas empresas, entre ellas SQM. El resto se financia vía cuotas de parlamentarios y donaciones de adherentes.

Es así como los aportes acumulados de Asetec, a través de SQM, superarían los 500 millones de pesos, tras el convenio suscrito hace más de 20 años entre el ex gerente general de la minera no metálica, Patricio Contesse, y el ex tesorero de RN, Cristián Correa, según publicó La Tercera.

Pero hay un nuevo dato que complica aún más el asunto: según fuentes ligadas a la tienda, Asetec era la encargada de pagar mensualmente a los secretarios generales de la colectividad.

La existencia de una boleta emitida el 30 de diciembre de 2007 por Lily Pérez, por $1.666.667 brutos a nombre de Asetec, mientras ella era secretaria general del partido, apunta en dicha dirección.

Una fuente relacionada a la colectividad asegura que el sueldo de secretaria general del partido fue pagado por esa vía a Lily Pérez y que existen más de 10 boletas cronológicas por el monto bruto que aparece en la boleta que publica El Mostrador.

Al respecto, Pérez señala que “mientras fui secretaria general del partido me pagaban mensualmente a través de Lily Brantes, para que tuviera plata para poder recorrer el país y hacer el trabajo. A la Catalina Parot, Cecilia Pérez, Cristián Monckeberg, Andrés Allamand… a todos los secretarios generales se les dio un poco de recursos desde el partido con este fin, era como un gasto de representación”.

¿Y por qué el pago es a través de una boleta emitida a Asetec? La senadora dice desconocerlo y señala que “tengo la impresión de que pagaban a través de esta empresa. Como RN está haciendo eso, lo correcto es que el Servicio de Impuestos Internos (SII) la investigue. Lo pediré apenas mande un oficio”.

En todo caso, Lily Pérez reconoce que conocía la existencia de la sociedad. “Esa empresa siempre existió. Era una empresa que entregaba informes que los hacía la gente del Instituto Libertad para sus informes técnicos. Lo que nunca supe es que recibía aportes de SQM”.

El secretario general de RN, Mario Desbordes, mira con molestia las declaraciones de Lily Pérez y asegura que ella incluso fue gerente general de la cuestionada sociedad.

“Me da vergüenza ajena, porque ella está hoy día negando algo como si fuera algo incorrecto y no tiene nada incorrecto, porque se le prestaban servicios reales a SQM. Si ella quiere hacer un show que lo haga, y si el SII le pregunta algo, ella tendrá que responder como ex gerente”, señala Desbordes, ya que asegura que para nadie es un misterio que la senadora Pérez ostentó ese cargo: “Cuando uno es gerente general de una empresa tiene que tener el pantalón y la falda bien amarrados”, señala.

Al respecto, Lily Pérez asegura no saber si tuvo ese cargo. “Mucha gente fue gerente general. No lo sé, no puedo saberlo. Lo que sé es que formalmente todos los miembros de las directivas aparecen con ese cargo. Pero yo jamás fui a una notaría a firmar un papel, no cargo responsabilidad de nada”.

A juicio de la parlamentaria, “esta es una movida de RN porque están involucrados”.

Altas fuentes en RN reconocen que quizás el método de financiamiento utilizado vía Asetec “no es el más elegante y puede ser cuestionado”. Sin embargo, aseguran que siempre fue un sistema legal. “Ha pagado impuestos, figura en los balances y no es parte de la indagatoria del SII. Los estudios están hechos y cuentan con respaldo. De alguna manera tenemos que financiar los gastos del partido”, explica un dirigente de la tienda.

La misma fuente asegura que en 2007 la sociedad Asetec era la responsable de pagar los sueldos del secretario general, cargo que siempre ha sido remunerado, pero actualmente esa figura se modificó y es el partido el que paga sus honorarios.

También recalcaron que todos los vicepresidentes y secretarios generales están al tanto del funcionamiento de esta sociedad. Un parlamentario de la colectividad comentó: “Los que acusan desconocimiento se están tratando de lavar las manos, todos sabían”.

De hecho, el senador y ex vicepresidente de RN, Manuel José Ossandón, comentó que sabía sobre las operaciones de Asetec y que los recursos obtenidos por la sociedad se utilizaban para financiar al partido. “Siempre supe, otra cosa es que me gustara, pero de esa manera se venía haciendo hace años. Esto es un ejemplo de por qué debemos legislar para que los partidos funcionen de forma transparente”, planteó.

Otra boleta de Lily Pérez a cuestionada sociedad en listado SQM: esta vez electrónica

El documento fechado en 2008 se suma a otro emitido un año antes a la empresa creada por Renovación Nacional y que la senadora de Amplitud desconoció, ya que aseguró que no era ni su letra ni su firma. Ambas son por el mismo monto y destinadas a pagar el sueldo que le correspondía en esa época como secretaria general de la tienda.

“No es mi letra y no es mi firma”, dijo en Twitter este miércoles la senadora de Amplitud Lily Pérez, al referirse a una boleta de honorarios suya emitida a la empresa Asesorías Técnicas S.A. (Asetec) por un monto de un millón y medio de pesos líquidos por concepto de asesorías, y que está fechada el 30 de diciembre de 2007.

Se trata de una empresa creada por los fundadores de Renovación Nacional para conseguir financiamiento por la vía de asesorías a distintas compañías, entre ellas SQM. El documento corresponde a la época en que la legisladora ocupaba el cargo de secretaria general de la tienda y el monto correspondería al sueldo que recibía por desempeñarse en ese puesto.

La información se conoció luego de la arremetida mediática de la parlamentaria en la que no sólo salió a criticar con fuerza el uso de boletas falsas por parte de políticos para aumentar irregularmente los recursos de financiamiento de sus respectivas campañas, sino que también pidió investigar a Asetec.

Pero más allá de los descargos de la parlamentaria, El Mostrador tuvo acceso a otra boleta, esta vez electrónica, fechada a fines de septiembre de 2008, donde Lily Pérez recibe igual monto por parte de la misma empresa.

La boleta, que dada su naturaleza prescinde de escritos a mano alzada y firmas, detalla que el pago es por “Servicios prestados mes” (sic) y aparece con un código de barra para su verificación ante el Servicio de Impuestos Internos (SII).

Lily Pérez desmiente vínculo con Asetec y que firma en boleta no es suya

A juicio de la legisladora, la filtración del documento tiene relación con que “se quiere fraguar un acuerdo en el Congreso (en torno al escándalo de los casos Penta y SQM) a espaldas de la gente y Amplitud no participará de ello”.

La senadora de Amplitud, Lily Pérez, insistió este miércoles en que no mantuvo ningún vínculo con la empresa Asetec S.A, entidad creada bajo el alero de RN y que habría generado asesorías a SQM para obtener presuntamente financiamiento político para la colectividad.

Luego de la aparición de una boleta de honorarios que confirma el nexo, la parlamentaria sostuvo a través de Twitter que el texto que aparece en el documento “no es mi letra y no es mi firma”, según consignó La Segunda.

Al respecto, Pérez manifestó que “será la gente de RN la que deberá responder por la forma en que pagaba a sus funcionarios… A los secretarios generales se les daba dinero para viajar por el país. Siento que es un ataque personal”.

“Si creen que con esto me van a hacer a callar, no me conocen”, dijo la parlamentaria esta mañana, aludiendo a su ex rol de secretaria general de RN, cargo que en esa colectividad es remunerado y a través del cual habría formado parte de Asetec.

A juicio de la legisladora, la filtración del documento tiene relación con que “se quiere fraguar un acuerdo en el Congreso (en torno al escándalo de los casos Penta y SQM) a espaldas de la gente y Amplitud no participará de ello”.

No obstante, desde RN confirmaron que Pérez había emitido más boletas electrónicas, una de las cuales está fechada el 29 de agosto de 2008 y que en total emitió 15 de estos documentos entre julio de 2007 y septiembre de 2008, todo lo cual consta en la contabilidad de la empresa Asetec.

En cuanto a los dichos que dio a El Mostrador, en los cuales sostuvo que no sabía si fue gerenta general de Asetec S.A., la senadora explicó que “todos los miembros de la directiva hemos tenido los cargos formales, no ejecutivos en esa empresa. Yo no tengo la competencia para manejar finanzas”.

Sin embargo, hoy trascendieron copias de los documentos notariales en que asumió como gerenta general de la empresa. La escritura con que asume el cargo es del 11 de julio de 2006, pero internamente su designación se había hecho el 1 de junio. Y dejó el puesto el 27 de octubre de 2010, documento que cuenta con un timbre del SII fechado el 10 de noviembre de ese año.

Desde RN, el actual secretario general, Mario Desbordes, aseguró que “yo no tengo ninguna remuneración que venga de Asetec, aunque no veo lo incorrecto en que alguien que haya ocupado este cargo sí recibiera remuneración de dicha empresa”.

Junto con insistir en que Lily Pérez fue gerente general de Asetec, manifestó que “ella en esa calidad de gerente debió haber controlado cada uno de los contratos que se hacían”, aludiendo claramente a los estudios que se hicieron para SQM.

Sobre el hecho que los pagos de Asetec a Pérez hayan sido para gastos de representación, como dijo ella, Desbordes indicó que “no es así, porque lo que recibió está registrado contablemente como remuneración. La boleta dice que es por asesorías, me parecería muy raro que fuera para otra cosa”.

“No entiendo que no supiera (de los informes a SQM). No entiendo por qué mentir en algo que absolutamente legal, transparente, una empresa revisada por el SII, salvo que no quiera verse vinculada con SQM, luego que faltara a la verdad en el programa Tolerancia Cero, oportunidad en que quedó cazada con una frase que se cae a pedazos”, concluyó.

DEJA UNA RESPUESTA