Abanico de Protestas en Chile

0
220

Protestas de empleados públicos en reclamo de beneficios salariales remecen hoy a Chile de norte a sur, a poco más de una semana de las elecciones presidenciales y parlamentarias del 17 de noviembre. Una de las manifestaciones proviene de los 14 gremios que integran la Mesa del Sector Público, que decretó para este jueves un paro nacional de 24 horas, mientras mañana llevará a cabo movilizaciones. Unido a ello, la huelga de los empleados municipales entró hoy en su vigésimo primer día, y pese a que en las negociaciones de ayer hubo avances, la dirigencia del gremio anunció que el paro se mantiene de forma indefinida.

Al abanico de protestas se añadió el paro indefinido decretado la víspera por los Funcionarios del Servicio Médico Legal (SML), que abarca los 39 servicios de este tipo en la extensa geografía chilena.

La dirigencia de los trabajadores reclama un bono del 19.6 por ciento para beneficio de aquellos funcionarios que trabajan directamente en los peritajes, que sufren de contagios, estrés laboral, cáncer y temas de alergia que se traducen en gastos para los asalariados del sector, en total unos 460.

Al no recibir la respuesta esperada del Ministerio de Justicia, al cual se subordinan, anunciaron que al paro continuará, aunque realizarán turnos éticos para la entrega de los fallecidos a los familiares.

En el caso de la Mesa del Sector Público, los trabajadores reclaman un incremento de un 8,8 por ciento en sus remuneraciones, en momentos en que el Congreso tiene en sus manos el proyecto de presupuesto de la nación para 2014. El alza solicitada en el caso de los salarios más bajos llega al 10 por ciento.

“El Gobierno debía cumplir con los plazos dados en el cronograma que ellos comprometieron con las organizaciones, es decir, tener un itinerario de reuniones que nos permitiera el 15 de noviembre poder tener sino cerrada, avanzada en su máxima expresión el proceso de negociación” expresó la presidenta de la Central Unitaria de Trabajadores (CUT), Bárbara Figueroa.

De acuerdo con la líder de la multisindical, a una ronda de negociación realizada este martes no asistieron funcionarios de alto rango del Gobierno, sino que enviaron a mandos medios a explicar que no habría cifra de reajuste.

“La respuesta nuestra no pudo ser más que la obligada, es decir, retirarnos de la mesa, dado que los otros temas dependen en gran medida de las cifras y montos no solo de reajuste sino también de líneas de corte”, exclamó la presidenta de la CUT en conferencia de prensa.

El paro de labores abarca a los empleados de ministerios, el grueso de ellos de las carteras de Trabajo, Obras Públicas, Salud y Educación, así como la Tesorería General de la República, jardines infantiles y varios servicios municipales, incluido el sistema de atención primaria en los consultorios.

Por su parte, la Confederación Nacional de Funcionarios Municipales de Chile (Asemuch), gremio que agrupa a asalariados de 300 municipios en todo el país, entró su día de paro número 21, también con un pliego de demandas a cuesta, sin llegar a consenso con el Gobierno.

La Asemuch exige mayores beneficios en el pago del Programa de Mejoramiento de la Gestión Municipal, en particular que el financiamiento de dicho bono sea en dos años, mientras que el Ejecutivo establece que sea en cuatro.

El Gobierno plantea además que se realice de manera facultativa (a decidir por las municipalidades), en tanto la Asemuch reclama que se aplique a todos los municipios.

Los trabajadores solicitan además un incremento del 14,5 por ciento por concepto de previsiones de salud y jubilación, entre otros anhelos.

A las 21:00 horas de este miércoles concluyó una reunión entre el presidente de la Asemuch, Oscar Yáñez, y el subsecretario de Desarrollo Regional, Miguel Flores, cita en la que se produjeron avances, según comentó a la prensa el líder gremial.

“Hemos avanzado y eso hay que reconocerlo. Eso yo creo que es un signo positivo en esta negociación que tenemos con el Gobierno (…) pero mañana sigue el paro de carácter indefinido”, manifestó Yáñez.

Para este jueves está previsto que continúen las pláticas con el Subsecretario, y de ellas y de la decisión de las bases a nivel nacional dependerá el fin de la movilización, que mantiene paralizados múltiples servicios, entre ellos la recogida de basura en varias ciudades, entre ellas Valparaíso y Temuco.

La ministra vocera del Gobierno, Cecilia Pérez, calificó de ilegal el paro, y rechazó manifestaciones como las de este miércoles, que bloquearon un sector de la emblemática Alemeda, interrumpiendo el tráfico vehicular.

“En este paro ilegal hay empleadores que son los alcaldes y alcaldesas de nuestras comunas y hay alcaldes que han optado por ponerse en una vereda de trinchera política e ideológica, y hay otros alcaldes que han tomado palco como señalando “aquí me lavo las manos” como Poncio Pilatos, señaló Pérez. La movilización comunal se mantiene a las puertas de las elecciones del 17 de noviembre, donde unos 40 mil empleados de los municipios deberían desarrollar diversas funciones.

Las autoridades electorales dijeron que disponen de un plan B para que, en caso de que la huelga se extienda, los comicios puedan llevarse a efecto.

Además del Presidente de la República, en los comicios se elegirán los 120 integrantes de la Cámara de Diputados y 20 senadores, correspondientes a las regiones de Antofagasta, Coquimbo, O’Higgins, Biobío, Los Ríos, Los Lagos, Magallanes y Metropolitana de Santiago.

Asimismo estará en juego la elección de los 278 miembros de los 15 Consejos Regionales del país, órganos públicos de los gobiernos territoriales.

Fuente: Prensa Latina

DEJA UNA RESPUESTA